• Jueves, 19 de octubre de 2017

El consumo de alcohol está vinculado con mayores niveles de glucosa en sangre en mujeres, pero no en hombres

Un estudio publicado en la revista de acceso abierto ‘BMC Public Health’ informa que el alto consumo regular de alcohol... Ver artículo

Un estudio publicado en la revista de acceso abierto ‘BMC Public Health’ informa que el alto consumo regular de alcohol y el consumo excesivo de alcohol a partir de los 16 años están asociado con mayores concentraciones de glucosa en la sangre de las mujeres, un importante factor de riesgo para la diabetes tipo 2.

El análisis evaluó datos de consumo de alcohol, comenzando en la adolescencia, durante un periodo de 27 años en relación con los niveles de glucosa en sangre tomados cuando tenían 43 años de edad. En las mujeres, el consumo total de alcohol y el consumo excesivo de alcohol a lo largo de los 27 años se asociaron significativamente con mayores niveles de glucosa en sangre independiente del índice de masa corporal (IMC), la hipertensión y el tabaquismo a los 43 años. Esta relación no fue válida para los hombres, para los cuales sólo el IMC y la hipertensión permanecieron vinculados con incremento de los niveles de glucosa en la sangre.

La autora principal del trabajo, Karina Nygren, de la Universidad de Umea, Suecia, subraya: “Nuestros hallazgos demuestran que el alto consumo de alcohol entre las edades de 16 a 43 años está asociado con mayores niveles de glucosa en la sangre en las mujeres, pero no en los hombres. Como los niveles elevados de glucosa en sangre es un factor de riesgo de desarrollo de la diabetes tipo 2, nuestros datos sugieren que informar a las personas sobre el riesgo de alto consumo de alcohol a una edad temprana podría tener impactos positivos en la salud”.

A pesar de la asociación entre el alcohol, el consumo excesivo de alcohol y la glucosa en la sangre sólo son significativos en las mujeres, los hombres todavía presentaban niveles más altos de glucosa en la sangre que las mujeres y consumían casi tres veces más alcohol entre las edades de 16 y 43 años.

El alcohol altera el metabolismo en estudios experimentales

Estudios previos sugieren posibles mecanismos para la asociación entre el alcohol y la glucosa en sangre elevada. Por ejemplo, análisis en humanos han demostrado que el etanol puede aumentar la resistencia a la insulina, que a su vez conduce a la acumulación de glucosa en la sangre. Trabajos en ratas también han demostrado que el consumo de alcohol altera el metabolismo de la rata de una manera que afecta negativamente a la insulina.

Nygren apunta: “Aunque hay algunas explicaciones biológicas detrás de por qué el alcohol puede conducir directamente a un aumento de los niveles de glucosa en la sangre, la diferencia entre hombres y mujeres en nuestro estudio es más difícil de explicar”.

Los datos incluidos en este estudio provienen del estudio de la Cohorte del Norte de Suecia, que comenzó en 1981. Un total de 897 personas de este estudio respondieron a un cuestionario sobre el consumo de alcohol cuando tenían 16, 18, 21, 30 y 43 años de edad. A los 43 años se tomó una muestra de sangre de cada persona para evaluar los niveles de glucosa en la sangre.

El cuestionario incluyó ocho preguntas sobre el consumo de alcohol, incluyendo preguntas como “¿con qué frecuencia bebe alcohol?” Y “¿cuánto bebe en cada ocasión?”. El consumo excesivo se definió como beber cuatro o más bebidas estándar de cerveza, vino o licores por cada ocasión para las mujeres y cinco o más para los hombres, al menos una vez al mes. Se especificó que una bebida estándar contenía 12 gramos de etanol, lo que equivale a 330 mililtros de una cerveza de 5-6 por ciento.

El estudio muestra una asociación entre el consumo de alcohol y la glucemia más alta, pero no puede señalar causa y efecto. Los datos están limitados por el hecho de que la información sobre el consumo de alcohol proviene de cuestionarios autoinformados y podría estar sujeta a sesgos. Sin embargo, la naturaleza a largo plazo del estudio, que incluye múltiples seguimientos, ofrece una visión única de las conductas de consumo de bebidas alcohólicas a lo largo de la vida.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies