• Domingo, 16 de junio de 2019
Array ( [0] => WP_Term Object ( [term_id] => 1484 [name] => Sociedades [slug] => sociedades [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 1484 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 1350 [count] => 3630 [filter] => raw [cat_ID] => 1484 [category_count] => 3630 [category_description] => [cat_name] => Sociedades [category_nicename] => sociedades [category_parent] => 1350 ) )

El deterioro de los enfermos crónicos de edad avanzada se ve influido por la hospitalización

Un 50% de los pacientes mayores de 70 años que presentan discapacidad han estado hospitalizados al menos una vez en el último año

hospital

La XI Reunión del Paciente Pluripatológico y Edad Avanzada de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI) ha puesto de manifiesto que la hospitalización de las personas con pluripatología o edad avanzada es un desencadenante reconocido en la aparición o progresión del deterioro funcional del paciente.

En concreto, en palabras de Nacho Vallejo, coordinador del Grupo del Paciente Pluripatológico y Edad Avanzada de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI), “la identificación de la persona frágil y la mejora del entorno y del cuidado durante el ingreso, teniendo presente no solo el motivo por el que el paciente lo hace, sino también sus vulnerabilidades, es un elemento para incorporar en nuestra práctica asistencial”. No obstante, un 50 por ciento de los pacientes mayores de 70 por ciento años que presentan discapacidad, tenían antecedentes de haber estado hospitalizados en el año anterior.

Esta idea hilaba con la conclusión principal de la reunión, y es que es necesaria la transformación de nuestros modelos organizativos con la incorporación de indicadores que faciliten ese valor en salud, y que cuenten con las expectativas de las personas, como puede ser el modelo del International Consortium for Health Outcomes Measurement (ICHOM), lo cual supone un reto importante a incorporar en nuestras instituciones.

Desnutrición y diabetes

Otros de los temas de mayor interés de esta reunión, además del impacto de la hospitalización,  han sido la diabetes en pacientes pluripatológicos y la  desnutrición. Respecto a la primera cuestión, se recordaba que en España, más de un tercio de la población mayor de 75 años tiene diabetes. Y, además, también es una de las enfermedades más habituales de las personas con pluripatología. Así, en estas situaciones, se debe identificar si el paciente presenta otras patologías o comorbilidades, como la insuficiencia renal avanzada o la enfermedad cardiovascular establecida, ya que en ambos casos puede determinar la utilización de unos fármacos sobre otros.

Por otra parte, la desnutrición relacionada con la enfermedad supone un incremento de problemas durante el ingreso hospitalario tanto en personas con problemas médicos como quirúrgicos, implicando también un coste económico relevante para las organizaciones sanitarias. Por ello, identificar precozmente a personas desnutridas o en riesgo de desnutrición y aportar un correcto soporte nutricional son tareas primordiales de los profesionales sanitarios.