• Lunes, 21 de enero de 2019
Array ( [0] => WP_Term Object ( [term_id] => 1601 [name] => Mexico [slug] => mexico [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 1601 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 0 [count] => 270 [filter] => raw [cat_ID] => 1601 [category_count] => 270 [category_description] => [cat_name] => Mexico [category_nicename] => mexico [category_parent] => 0 ) [1] => WP_Term Object ( [term_id] => 1604 [name] => Nacional [slug] => nacional-mexico [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 1604 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 1601 [count] => 606 [filter] => raw [cat_ID] => 1604 [category_count] => 606 [category_description] => [cat_name] => Nacional [category_nicename] => nacional-mexico [category_parent] => 1601 ) )

El treinta por ciento de los viajeros sufre diarrea

El uso de un medicamento con acción contra la Escherichia coli y Salmonella es altamente recomendable, además de un complemento astringente y antisecretorio que ayuda a evitar la rápida deshidratación

vacunación internacional

Aunque no se considera un padecimiento grave, se sabe que puede traer consecuencias inesperadas como cambios repentinos de itinerario, además de los malestares que le acompañan. En México no hay cifras establecidas, sin embargo, se calcula que aproximadamente el 30 por ciento de los viajeros experimentan diarrea durante o poco después de su viaje al trópico, argumentó el Dr. Federico Javier Ortiz Ibarra, infectólogo del Grupo Ángeles.

Este padecimiento se caracteriza por un aumento en las evacuaciones de 3 a 5 al día, de no recibir un tratamiento adecuado podría expandirse se 4 a 5 días. Puede ser controlado con medicamentos de autocuidado, es decir, de libre venta que contengan nifuroxazida y tanato de gelatina.

El uso de un medicamento con acción contra la Escherichia coli y Salmonella es altamente recomendable como es la nifuroxazida y un complemento astringente y antisecretorio como es el tanato de gelatina son componentes que pueden mantener los síntomas bajo control y así evitar la rápida deshidratación.

Los viajeros pueden prevenirse fácilmente gracias a medidas higiénicas responsables como no consumir alimentos en la calle, ya que las condiciones en las que se propicia este padecimiento es a partir de medidas sanitarias alimentarias deficientes, comúnmente relacionadas con climas tropicales.

El manejo antihigiénico en la preparación o en el almacenamiento de los alimentos también puede convertirse en un foco de virus por la falta de refrigeración de la carne, pescado y mariscos. La falta de cocción de los alimentos provoca una gran repercusión en el organismo ya que pueden ser portadoras de algún virus o infección que no desaparecen si la comida no se cuece o no hierve.

Desafortunadamente no existe alguna especie de vacuna que logre un efecto protector ante esta situación, por lo que es necesaria la prevención y el consumo responsable tanto de alimentos como de agua potable y evitar bebidas y alimentos exóticos.

La hidratación es indispensable en cuanto aparezcan los primeros síntomas de la diarrea del viajero, el suero suele ser la mejor opción ya que el agua natural no rehidrata rápidamente.

El lavado de manos es una fácil medida de prevención y aunque la utilización del gel antibacterial puede funcionar para reducir bacterias, virus y gérmenes, no sustituye al lavado de manos. Los niños, por otro lado, deben abstenerse de jugar en el piso e introducir objetos en la boca, evitar el hielo y cepillarse los dientes con agua embotellada en zonas rurales.

Este sitio web utiliza solamente cookies de Google Anaylitics. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies