• Sábado, 21 de septiembre de 2019
Array ( [0] => WP_Term Object ( [term_id] => 1604 [name] => Nacional México [slug] => nacional-mexico [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 1604 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 1601 [count] => 753 [filter] => raw [cat_ID] => 1604 [category_count] => 753 [category_description] => [cat_name] => Nacional México [category_nicename] => nacional-mexico [category_parent] => 1601 ) )

Esperanza de vida con las células madre del cordón umbilical para niños con diabetes tipo I

La terapia celular del cordón umbilical ayuda los pacientes con este tipo de diabetes a mejorar su condición de vida

En poco más de 20 años la cifra de diabetes en niños y jóvenes se ha triplicado en México. Datos de la Secretaría de Salud señalan que 1.5 niños de cada 100,000 de edades de 0 a 14 años viven con diabetes Tipo I, un padecimiento generalmente hereditario.

La diabetes tipo I  es una enfermedad autoinmune, un trastorno del metabolismo de hidratos de carbono-en el que el sistema inmunológico ataca y destruye las células productoras de insulina del páncreas (denominadas células beta).

La diabetes tipo I tiende a darse entre hermanos o padres, ya que es hereditaria. Los hermanos de niños con este tipo de padecimiento tienen una probabilidad del 10 por ciento de desarrollar también la enfermedad a los 50 años, por ello es muy importante pensar en la calidad de vida que en el futuro se quiere dejar a la familia.

Hoy en día, la diabetes tipo I y otras enfermedades más ya tienen un avance en la investigación para su mejora con la terapia celular de las células madre del cordón umbilical.

Hace más de una década se comenzó a investigar el beneficio de células madre en el tratamiento de la diabetes tipo I en Estados Unidos y los datos generados parecen ser muy prometedores con relación a que esta puede ser una nueva fuente útil de células que posiblemente beneficiará a una mayor cantidad de personas.

De acuerdo con estas investigaciones, las células madre del cordón umbilical ayudan a regenerar las células del páncreas, las cuales se nutren y mejoran la secreción endógena de insulina pancreática y ayudan a regular la cantidad de glucosa en sangre.

En México, el Banco de Cordón Umbilical (BCU) que este año cumple 15 años de tener presencia en el país, cuenta con la más alta tecnología para el almacenamiento de esta terapia celular.

“Afortunadamente las células madre del cordón umbilical pueden ser beneficiosas para mejorar la calidad de vida de aquellos que sufren enfermedades crónicas, gracias a que éstas cada vez pueden optimizar la salud de quien utiliza esta terapia celular”, aseguró Julio Myslabodski, Director de Mercadotecnia de Banco de Cordón Umbilical (BCU).

Entre los beneficios de la terapia celular del cordón umbilical para los pacientes de diabetes tipo I que se ha investigado destacan que les permite extender el periodo en que son menos propensos a complicaciones, no sólo por la enfermedad, sino también por el medicamento que se utiliza para su control. Obviamente, no requerir medicación o retrasar el comienzo de su uso genera beneficios a largo plazo, mayormente en lo que respecta a la calidad de vida de los pacientes.

Especialistas aseguran que dependiendo de cada organismo puede retardarse la aparición de la enfermedad, también depende de cuántas células se hayan generado al momento de la recolección para su utilización.

Los padres de familia que guardan las células madre del cordón umbilical de sus bebés son los que tienen su futuro asegurado para cualquier tipo de enfermedad que se presente, ya que los avances en distintos padecimientos son cada vez más. Entre las enfermedades que más se utiliza esta terapia destacan la leucemia y otras enfermedades de la sangre; tumores primarios de cerebro, melanomas, infartos e  inmunodeficiencias primarias.