• Sábado, 21 de septiembre de 2019
Array ( [0] => WP_Term Object ( [term_id] => 1484 [name] => Sociedades [slug] => sociedades [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 1484 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 1350 [count] => 3711 [filter] => raw [cat_ID] => 1484 [category_count] => 3711 [category_description] => [cat_name] => Sociedades [category_nicename] => sociedades [category_parent] => 1350 ) )

FACME opina que el informe de FADSP no cumple los criterios científicos suficientes

La Federación de Asociaciones Científico-Médicas Españolas insiste en que una evaluación de los sistemas sanitarios por comunidades debe estar sustentada científicamente, condición que no cumple el informe de la FADSP

Informe FADSP

Recientemente la Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública (FADSP), publicaba su informe “Los Servicios Sanitarios de las Comunidades Autónomas. 2019”, en el que como cada año, hace una comparativa entre la Sanidad de las diferentes autonomías. Para ello, evalúa criterios como financiación, recursos y funcionamiento (10 indicadores), política farmacéutica (3 indicadores), valoración de los ciudadanos (6 indicadores), listas de espera (3 indicadores) o privatización sanitaria. Ante estos datos, la Federación de Asociaciones Científico-Médicas Españolas  (FACME) ha querido pronunciarse, y si bien considera loable esta labor de análisis y evaluación, considera que los resultados no se sustentan científicamente.

En concreto, desde FACME han emitido un comunicado en el que valoran que “la sistemática empleada para calificar a los Servicios de Salud es completamente inadecuada e invalida”, ya que, para empezar, “FADSP no utiliza indicador alguno de resultados en salud -incluyendo los relativos a la calidad- que no sea la satisfacción de los ciudadanos, salvo la tasa de cesáreas”.

Asimismo, matizan que “la no utilización de indicadores de resultados en salud por parte de la FADSP no puede atribuirse a que no existan. Caso omiso hace de los datos públicos de observatorios de resultados en salud de algunas Comunidades Autónomas (como Cataluña y Madrid) y de los estudios RECAL”. Cabe recordar que los proyectos RECAL, desarrollados por varias sociedades científicas con la colaboración de IMAS, han hecho públicos resultados en salud divulgados públicamente y publicados en revistas científicas de alto impacto.

Asimismo, desde FACME insisten en su comunicado en que “considera ‘privatizada’ la gestión pública a través de fundaciones o empresas públicas, eludiendo cualquier conceptualización de lo que privatización significa y obviando que esas formas de gestión pública se comparan favorablemente con los modelos tradicionales de gestión administrativa”.

Creación de un Observatorio

Ante este tipo de situaciones, desde FACME consideran necesario que la evaluación de resultados de los Servicios de Salud se haga de forma independiente (que no evalúe quien es evaluado). Por ello, proponen la creación de un Observatorio de Resultados del SNS “como agencia con estatuto independiente y participación de las sociedades científicas”.

Igualmente, insisten en que “se necesita un sistema estructurado de información que permita comparar el desempeño de los Servicios de Salud de las Comunidades Autónomas y sus datos deben ser públicos”. Para ello, se debe realizar un trabajo conjunto entre las administraciones públicas, las entidades científico-médicas y las ciudadanas. “El informe de la FADSP, desafortunadamente, no contribuye al logro de estos objetivos”, concluyen.