• Martes, 21 de noviembre de 2017

La presión arterial nocturna puede predecir el riesgo de insuficiencia renal en los niños

La monitorización ambulatoria de la presión arterial (MAPA) las 24 horas proporciona información valiosa sobre la importancia del control de la presión arterial durante el día y la noche

Monitorear la presión arterial durante la noche puede ayudar a identificar a los niños con enfermedad renal que están en riesgo de progresar a insuficiencia renal, según un estudio que se presenta en la Semana del Riñón, organizada por la Sociedad Americana de Nefrología, celebrada en Nueva Orleans, Estados Unidos.

La hipertensión está vinculada con el desarrollo y la progresión de la enfermedad renal. Aunque la presión arterial generalmente se monitorea a través de mediciones realizadas en una clínica o un hospital, la monitorización ambulatoria de la presión arterial (MAPA) las 24 horas proporciona información valiosa sobre la importancia del control de la presión arterial durante el día y la noche.

Estudios recientes en adultos indican que la presión arterial alta durante la noche, independientemente de la presión arterial durante el día, está relacionada con un daño más severo en los órganos terminales. Para ver el problema en niños, Mónica Guzmán-Limón, de la Escuela de Medicina McGovern, en el Centro de Ciencias de la Salud de la Universidad de Texas, Estados Unidos, y sus colegas analizaron información de 1.195 monitorizaciones de la presión arterial durante 24 horas en niños de 1 a 16 años con discapacidad de leve a moderada en la función del riñón.

Los niños, todos participantes en el estudio de cohortes CKiD, se clasificaron en cuatro grupos: aquellos con presión arterial normal durante el día y la noche, los que tenían presión arterial alta solo durante el día, los niños con presión arterial elevada solo durante la noche y aquellos que tenían presión arterial alta durante el día y la noche.

Al igual que en los adultos, los niños con presión arterial alta durante la noche experimentaron un tiempo más rápido de insuficiencia renal en comparación con los niños con presión arterial normal. Esta disminución fue aún más pronunciada en pacientes con presión arterial alta durante el día y la noche en comparación con los niños con presión arterial normal.

“Nuestro estudio resalta la importancia de la presión sanguínea nocturna normal en niños con enfermedad renal crónica. El control nocturno de la presión arterial puede ser un medio importante para retrasar la progresión de la enfermedad renal”, dice el doctor Guzmán-Limón. “Este estudio destaca la importancia de la monitorización ambulatoria de la presión arterial para ayudar en el tratamiento de pacientes con enfermedad renal crónica”, concluye.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies