• Jueves, 23 de mayo de 2019
Array ( [0] => WP_Term Object ( [term_id] => 1480 [name] => Nacional [slug] => nacional [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 1480 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 1350 [count] => 7998 [filter] => raw [cat_ID] => 1480 [category_count] => 7998 [category_description] => [cat_name] => Nacional [category_nicename] => nacional [category_parent] => 1350 ) )

Los donantes de la Privada permitirán aumentar la donación de órganos y tejidos entre un 5 y 10%

Los donantes de órganos y tejidos que fallecen en centros sanitarios privados podrán permitir hacer unos 400 trasplantes más al año en España, según ha explicado Beatriz Domínguez-Gil, directora de la ONT, en la XVI Reunión Nacional de Coordinadores de Trasplantes y Profesionales de la Comunicación, que se ha celebrado en Zaragoza

La colaboración entre la Sanidad Pública y la Privada para obtener donantes en los centros sanitarios privados permitirá realizar unos 400 trasplantes más al año. De esta forma, el objetivo de la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) de conseguir más órganos para trasplantar es cada vez mayor. La directora de la ONT, Beatriz Domínguez-Gil, ha explicado durante la XVI Reunión Nacional de Coordinadores de Trasplantes y Profesionales de la Comunicación, que se ha celebrado en Zaragoza, que esta colaboración es posible gracias al acuerdo alcanzado con la Alianza de la Sanidad Privada Española (ASPE). De esta forma, se garantiza que los pacientes que fallecen en un centro privado puedan ser también donantes.

“Esta colaboración público-privada facilitará la incorporación de órganos y tejidos, con una responsabilidad compartida por ambos sectores. A todos los pacientes, independientemente de donde estén ingresados, se les tiene que ofertar poder ser donantes. Gracias al convenio con ASPE podremos aumentar la donación de órganos y tejidos entre un 5 y 10 por ciento”.

Implicación del hospital

Durante dicha reunión, Domínguez-Gil ha hecho un repaso de los 30 años de la ONT y ha puesto de manifiesto que la donación tiene que salir de la UCI; en ella tiene que estar implicado todo el hospital. “Hay que ofrecer la donación como los cuidados al final de la vida. El 10% de los pacientes con daño grave ingresan en la UCI con la intención de ser donantes; estos suponen el 24% de los trasplantes”.

Entre los retos futuros de la ONT, su directora ha destacado aumentar la disponibilidad de órganos a través de varias iniciativas, entre las que se encuentra incorporar a la Sanidad Privada en la donación y seguir con la donación de pacientes VHC positivos, la donación de mayores de 65 años y la donación en asistolia controlada.

También tienen un claro empeño en terminar con el tráfico de órganos y el turismo de trasplante. La ONT tiene una posición clara con un conjunto de medidas que promueve España con una resolución que llevarán a la ONU. “También se han fijado los requisitos para que un extranjero pueda acceder a la lista de espera de donante fallecido en nuestro país”.

Sostenibilidad

Porque la actividad en trasplante es una actividad prioritaria que garantiza la sostenibilidad del sistema, porque salva vida y ahorra costes con respecto a la diálisis; 5 años de diálisis frente trasplante renal suponen un ahorro de 160.000 euros.

Pero para ello, tal y como ha detallado Domínguez-Gil, ha señalado que se siguen necesitando especialistas de alto nivel a los que se les requiere muchas horas. Por eso, hay que mejorar su sistema retributivo, como se debe retribuir a todos los profesionales que participan en el proceso. “Necesitamos recursos, sobre todo recursos humanos para reforzar la estructura y traer talento y retenerlo”.

Cuidados al final de la vida

Elisabeth Coll, directora del Servicio Médico de ONT, ha indicado que la colaboración entre la Sanidad Pública y la Privada es un romance que lleva ya tiempo, el 2% de la donación es privada.

Los trasplante son una realidad actual, que funcionan, se hacen más y se hacen mejor, lo que se traduce en una mejor calidad de vida y una vida más larga. “El tema clave es la implicación de las UCI, donde están los coordinadores de trasplante. Donación como una parte de los cuidados al final de la vida es un derecho de los ciudadanos que puedan ser donantes de órganos y de tejidos”, ha detallado Coll, quien ha añadido que la donación es un marcador de calidad de las unidades de críticos. Por eso, hay que analizar el potencial en la Sanidad Privada y cuantificarlo para ver donde hay que ir a trabajar. Hay que protocolarizarlo y estandarizarlo. Un hospital privado necesita los mismos requisitos que los públicos y las autoridades competentes para determinar esto son las comunidades autónomas.

Más órganos y tejidos

Por su parte, Herminia Rodríguez, vicepresidenta de ASPE, ha puesto de manifiesto el deseo de su sociedad de integrar a la Sanidad Privada en la red de trasplante, que se traduce en  incorporar más donantes de órganos y de tejidos al sistema. En nuestro país más de 10 millones de personas tienen un seguro privado y hay 451 hospitales privados frente a 337 públicos, representa el 33% de camas; por lo que se podrían aumentar entre el 5 y 10% las donaciones.

En la actualidad, hay dos centros privados acreditados en trasplantes; la Clínica Universidad de Navarra y la Fundación Puigvert.

Para aumentar el número de donaciones con pacientes atendidos en la Sanidad Privada, se ha formado un grupo de trabajo donde participan los actores implicados con el objetivo de detectar cuál es el número de donante que puede aportar la privada y ver indicadores para saber cuántos se pierden. “Debemos tener una colaboración voluntaria, flexible y con una responsabilidad social compartida”, ha dicho Herminia Rodríguez.

Este sitio web utiliza solamente cookies de Google Anaylitics. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies