• Lunes, 11 de diciembre de 2017

Los pacientes con síndrome metabólico tienen riesgo elevado de sufrir infarto o ictus

Ejercicio y dieta equilibrada son los mejores antídotos para prevenir el síndrome metabólico

El síndrome metabólico es peligroso para la salud, ya que “nos pone en alto riesgo de sufrir de forma precoz infartos cardíacos, cerebrales (ictus) u otras dolencias vasculares, con la consiguiente disminución de calidad y esperanza de vida”, señala Ramón Mantilla, cardiólogo del hospital Centro Médico El Carmen, en Ourense.

Las alteraciones del síndrome metabólico son la tensión arterial alta, la diabetes y el aumento de los niveles sanguíneos de colesterol. Para tratarlo, el especialista considera que el ejercicio y la dieta equilibrada son los mejores antídotos. “En el caso de pacientes con sobrepeso u obesidad importante, podemos aplicar un programa  individualizado de entrenamiento físico. Son recomendables ejercicios como natación,  cinta, paseos, bicicleta” Por supuesto, antes de iniciar el programa de entrenamiento físico, el paciente debe someterse a un chequeo previo para verificar que no existan patologías subyacentes que puedan poner en riesgo su salud”, apunta el especialista.

Además, añade el experto, el ejercicio físico se combina con una reeducación nutricional, enseñando al paciente hábitos alimenticios saludables y dieta equilibrada. Una dieta equilibrada es aquella en la que predominan las frutas y verduras, controlando además el aporte de proteínas e hidratos de carbono, y reduciendo al máximo posible los alimentos procesados, así como el azúcar y la sal.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies