• Miércoles, 24 de abril de 2019
Array ( [0] => WP_Term Object ( [term_id] => 1478 [name] => Ind. Farmacéutica [slug] => ind-farmaceutica [term_group] => 0 [term_taxonomy_id] => 1478 [taxonomy] => category [description] => [parent] => 1350 [count] => 3583 [filter] => raw [cat_ID] => 1478 [category_count] => 3583 [category_description] => [cat_name] => Ind. Farmacéutica [category_nicename] => ind-farmaceutica [category_parent] => 1350 ) )

TTCs, un paso más en el avance de la lucha contra el cáncer

Bayer refuerza el compromiso con su innovador enfoque de TAT-Tratamiento con Terapias Alfa dirigidas, con su nuevas TTCs conjugadas, combinación de radio-223 y torio-227

Es bien conocido entre quienes han padecido cáncer y han recibido radioterapia, y en la población en general, que los tratamientos de bombardeo con partículas alfa tienen una gran eficacia, pero dejan dañado parte del tejido circundante a las células tumorales que han sido tratadas. Pese a ser este un acercamiento vulgarizado a la acción de la radioterapia, es suficiente como idea para entender cuál es el paso que ha dado la compañía farmacéutica Bayer con las nuevas técnicas TTCs (Tratamiento Terapias Alfa dirigidas conjugadas) con torio-227, que viene a reforzar la acción de las TAT (Terapias Alfa Dirigidas) de radio-223, que ya llevaban en marcha desde hace bastante tiempo. La clave está precisamente en que la acción de estas terapias alfa conjugadas radio-223 más torio-227 atacan directamente a las células tumorales, pero con daño espectacularmente menor que terapias anteriores sobre las células de los tejidos circundantes. Esto está siendo puesto de manifiesto especialmente en pacientes con cánceres recurrentes o resistentes a tratamiento, incluyendo en especial los de próstata, pecho, y sangre, así como en los mesoteliomas.

Esta idea fue el eje de todo el discurso de la presentación de los nuevos medicamentos y terapias que se hizo en la reunión celebrada recientemente en la sede de la farmacéutica en Oslo (Noruega) con investigadores clínicos y medios de comunicación de toda Europa.

El concepto de utilización de los TAT que utiliza radiación alfa de alta energía y baja frecuencia estaba permitiendo la destrucción de células cancerígenas limitando al tiempo la destrucción de los tejidos circundantes; pero a este concepto ya establecido, Bayer ha añadido nuevos métodos de tratamiento selectivo de tumores que están permitiendo la ampliación de los TAT. A partir de experiencias positivas y alrededor de la terapia radio-223, los investigadores de Bayer han explorado componentes TTC conjugadas, incluyendo PSMA-TTC, MSLN-TTC y CD22-TTC como nuevos tratamientos potenciales para pacientes de cáncer resistentes o de difícil tratamiento.

Amplio abanico de posibilidades contra diferentes tumores

En esencia, el torio-227 se une a un cebador, que será el transportador del complejo molecular, más un anticuerpo específico; este conjugado es inyectado y el anticuerpo concreto lo dirige a la célula tumoral, donde los TTCs se acumularán alrededor de toda la zona tumorada. Una vez anclado el anticuerpo en la membrana de la célula tumoral diana, el torio-227 que arrastraba el anticuerpo irradia las partículas alfa que inducirán la rotura de las cadenas de DNA de la célula tumoral provocando así su apoptosis y una destrucción irreversible del tumor. Teniendo en cuenta que están consiguiendo eficacias diana de 100 micrómetros y menos, la destrucción de tejido sano colindante al tumor es cada vez menor, lo cual abre no solo esperanzas en investigaciones de mayor certeza en el disparo, sino también en que estas técnicas sean puestas en el mercado cuanto antes. Si a esto añadimos que las moléculas directoras hacia el tumor, así como los anticuerpos específicos y péptidos concretos, pueden ser combinados de múltiples maneras, el conjunto de los TTCs conjugados abre todo un inmenso abanico de posibilidades contra muchísimos tipos diferentes de tumores.

“Las TTC son una continuación de la innovación y el desarrollo de las experiencias que ya teníamos en el uso del radio-223”, relató el doctor Wolker Wagner, vicepresidente de desarrollo global radio-223 y terapias alfa dirigidas de Bayer. “El desarrollo de estas terapias nos está permitiendo promover opciones para pacientes con cánceres difíciles y muy especialmente avanzar en la investigación de utilidad del radio-223 en cánceres metastásicos, sobre todo de huesos”, recalcó el investigador.

Entre otras ventajas, el doctor Wagner añadió que este tratamiento tiene un gran potencial para superar los mecanismos de resistencia que presentan las células tumorales, uno de los caballos de batalla en el tratamiento cancerígeno de radiación selectiva contra el cáncer.

Plataforma pionera para superar cánceres resistentes

Bayer se ha implicado en el estudio de los TTCs en su Instituto para la Energia Tecnológica (ITE),  ubicado en Oslo, donde se producen los radioisótopos torio-227 y radio-223. En estos momentos, Bayer tiene tres TTCs conjugadas en investigación, experimentación y desarrollo clínico y uno más en experimentación preclínica contra cánceres resistentes, aunque aún no hayan aprobado definitivamente su uso comercial. Con este paso, Bayer refuerza su compromiso de continuar innovando en las terapias alfa dirigidas, partiendo de lo que ya hacían con el radio 223, introduciéndose en un canal diferenciado con las TTCs, que es realmente una plataforma pionera para superar cánceres resistentes.

“Mientras en décadas pasadas estábamos viendo interesantes avances en el cuidado del cáncer, persistían cánceres heterogéneos y resistentes que limitaban la eficacia de  tratamiento que nosotros podíamos ofrecer a los pacientes”, subrayó la doctora Anna Minchom, oncóloga médico en el  Hospital Royal Marsden y en el Instituto de Investigación Oncológica.

“De hecho, el enorme potencial de las TTCs que combinan el radio-223 y el torio-227 está en este amplio espectro de cánceres que pueden ser tratados por este nuevo método terapéutico”, explica la doctora Christine Ellingsen, científica-investigadora en terapias conjugadas de torio en Bayer. “Como las TTCs pueden ser usados con multitud de moléculas buscadoras de tumores y de anticuerpos, podrán ser aplicadas en variados tumores como próstata, pecho, cáncer, mesotelioma y, en general, en lo que hasta ahora son cánceres resistentes y de difícil tratamiento, y en todo caso siempre rebajar la carga tumoral en los pacientes que la tengan más alta”.

“Así que ahora nosotros estamos expectantes y esperanzados por el potencial de innovación que ofrece la plataforma TTCs para superar muchos de los mecanismos que estábamos viendo en el cáncer resistente de pacientes con tumores que no responden a otras terapias”, explicó la científica.

Este sitio web utiliza solamente cookies de Google Anaylitics. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies