Redacción, Madrid.- "Los niños que acuden a guarderías tienen más probabilidades de contagio de neumonía, ya que se estima que entre el 30 y el 60 por ciento son portadores de neumococo en su nasofaringe", ha manifestado el doctor Fernando de Juan, miembro del Comité Asesor de Vacunas de la Asociación Española de Pediatría e infectólogo pediátrico del Hospital Infantil Miguel Servet de Zaragoza.

Así, este experto ha señalado que el neumococo es el responsable del 40 por ciento de las neumonías en el niño y que la ocasionada por esta bacteria se presenta con más virulencia y frecuencia en niños menores de cinco años, ya que, según dijo, el sistema inmunitario a esa edad no es suficientemente maduro para hacer frente a la infección por esta bacteria.

Por ello, la neumonía neumocócica duplica su incidencia en los niños menores de cinco años. "En España, la neumonía producida por neumococo afecta entre 30-40 casos por 1.000 niños menores de cinco años al año, mientras que esta cifra disminuye a la mitad en la franja de edad entre 5-14 años, con 10-20 casos por 1.000 niños al año", ha explicado el doctor De Juan, quien ha participado en el XVI Congreso de Pediatría Social, celebrado recientemente en Madrid.

Este experto explica que los niños que acuden a las guarderías suelen sufrir una sucesión de enfermedades virales, que es normal que sean tratadas con antibióticos. Esto provoca un aumento en la tasa de resistencias y sea un caldo de cultivo propicio para que se produzcan las infecciones bacterianas, principalmente por el neumococo.

Asimismo, si el tratamiento no es el adecuado se pueden producir lesiones persistentes en los bronquios de los niños, convirtiéndose en el lugar principal donde la infección puede volver a anidar. Dependiendo de las características del sistema inmune del paciente pueden presentarse complicaciones de dos tipos, unas a corto plazo, como la presencia de derrames pleurales, y otras a largo plazo en forma de secuelas, como las bronquiectasias, ha señalado este miembro del Comité Asesor de Vacunas de la AEP.

Vacunación

Por otra parte, De Juan dijo que la vacuna neumocócica heptavalente conjugada es la única vacuna que previene las enfermedades por neumococo en los menores de dos años. La eficacia de la vacuna frente a las neumonías neumocócicas bacteriémicas es del 86 por ciento, además, su aplicación reduce el estado de portador de la enfermedad.

Según este especialista, "la vacunación frente a las enfermedades por neumococo es fundamental para prevenir estos casos, principalmente en niños menores de cinco años que tengan factores de riesgo que puedan favorecer la presencia de neumonías. También en el caso de los portadores es muy importante, ya que es muy difícil encontrar a una persona que no tenga un neumococo en su garganta".