Los agentes antivirales como el extracto de la corteza del árbol de Neem puede ayudar a tratar y reducir la propagación del coronavirus, según un nuevo estudio dirigido por científicos del Campus Médico Anschutz de la Universidad de Colorado en EEUU y el Instituto Indio de Educación e Investigación Científica de Kolkata.

El estudio, publicado recientemente en la revista ‘Virology’, muestra que los componentes de la corteza de neem pueden dirigirse a una amplia gama de proteínas virales, lo que sugiere su potencial como agente antiviral contra variantes emergentes de coronavirus (incluido el SARS-CoV-2).

El árbol de neem, originario de la India, se ha utilizado durante miles de años por sus propiedades antiparasitarias, antibacterianas y antivirales. El extracto de corteza ha ayudado a tratar la malaria, las úlceras estomacales e intestinales, las enfermedades de la piel y muchas otras enfermedades.

"El objetivo de esta investigación es desarrollar un medicamento a base de neem que pueda reducir el riesgo de enfermedades graves cuando alguien está infectado con coronavirus", ha señalado la coautora del estudio, Maria Nagel, profesora de investigación en el departamento de neurología y oftalmología de la Facultad de Medicina de la Universidad de Colorado en el campus médico de CU Anschutz.

"Esperamos que los científicos no tengan que desarrollar continuamente nuevas terapias cada vez que surge una nueva variante del SARS-CoV-2. Al igual que tomamos penicilina para la faringitis estreptocócica, imaginamos tomar el medicamento a base de neem para el Covid-19, lo que nos permite reanudar nuestra vida normal sin temor a la hospitalización y la muerte", ha afirmado.

Impacto del extracto de corteza

Los científicos investigaron el impacto del extracto de corteza contra los coronavirus en sus laboratorios. En India, los investigadores lo probaron en modelos animales y demostraron que tenía propiedades antivirales contra el coronavirus. Mediante el uso de modelos informáticos, los investigadores predijeron que el extracto de corteza de neem se unirá a la proteína espiga del SARS-CoV-2 en varios lugares, evitando la entrada del virus a las células huésped.

En CU Anschutz, el laboratorio de Nagel probó el extracto de corteza de neem en células de pulmón humano SARS-CoV-2. Resultó tan efectivo como un fármaco preventivo para la infección y también disminuyó la replicación y propagación del virus después de la infección.

"El próximo paso en nuestra investigación es identificar los componentes específicos en el extracto de corteza de neem que son antivirales. Debido a que estos componentes se unen a varias regiones del SARS-CoV-2, creemos que será efectivo en variantes emergentes con mutaciones de pico. Luego determinaremos la formulación de la dosis de un medicamento antiviral para tratar las infecciones por coronavirus", ha añadido Nagel.