La biotecnológica Amgen ha presentado datos actualizados de su estudio de fase 1b CodeBreaK 101. Se trata de uno de los programas de desarrollo clínico más completos a nivel mundial sobre supervivencia en cáncer colorrectal con la mutación KRASG12C. El mismo ha demostrado que la combinación de sotorasib con panitumumab presenta una eficacia y una seguridad prometedoras. Estos datos se han presentado durante una sesión oral en la reunión anual de la Sociedad Europea de Oncología Médica (ESMO) celebrada recientemente en París.

De esta forma, la tasa de respuesta objetiva global confirmada fue del 30 por ciento en pacientes con cáncer colorrectal metastásico refractario a la quimioterapia. “En pacientes con cáncer colorrectal metastásico y mutación KRASG12C la tasa de respuesta al tratamiento puede ser tan baja como del 2 por ciento. El tratamiento estándar actual ofrece una mediana de la supervivencia libre de progresión de dos meses. Con estos resultados se abre una nueva opción de tratamiento para estos pacientes”. Así lo afirma Miquel Balcells, director médico de Amgen para España y Portugal.

“Seguimos centrándonos en estrategias de combinación para tratar el cáncer colorrectal, incluyendo el avance de CodeBreaK 300, el ensayo de fase 3 de sotorasib y panitumumab en la población de pacientes refractarios a la quimioterapia”, añade el experto.

Supervivencia en cáncer colorrectal

En total, en la cohorte de expansión de la dosis para la combinación de los fármacos, se incluyeron 40 pacientes. Se observó control de la enfermedad en 37 pacientes, con un total del 92,5 por ciento y una mediana de la supervivencia libre de progresión de 5,7 meses. No se detectaron diferencias aparentes en la eficacia entre los tumores del lado izquierdo y del lado derecho.

Aportando más datos a la supervivencia en cáncer colorrectal, se observó una reducción tumoral de cualquier magnitud en el 88 por ciento de los pacientes, según los criterios de evaluación de la respuesta en tumores sólidos. La mediana de la duración del tratamiento fue de 5,9 meses. En los mismos se contó con un 25 por ciento de pacientes que permanecía en tratamiento en la fecha de corte de los datos. Con una mediana de seguimiento de 8,8 meses, no se alcanzó la mediana de la supervivencia global. Los acontecimientos adversos relacionados con el tratamiento notificados con la combinación fueron coherentes con los perfiles de seguridad conocidos de los medicamentos individuales Ninguno dio lugar a la interrupción de ninguno de los fármacos.