La revista The New England Journal of Medicine acaba de publicar los resultados del estudio SPARTAN con apalutamida, para el tratamiento del cáncer de próstata resistente a castración no metastásico. Tal y como informa Janssen Pharmaceutical Companies de Johnson & Johnson, las principales conclusiones de este estudio desvelan que comparado con placebo, apalutamida reduce significativamente el riesgo de metástasis o de muerte en un 72 por ciento, y mejora la mediana de la supervivencia libre de metástasis en más de 2 años (una diferencia de 24,3 meses) en pacientes con cáncer de próstata resistente a castración no metastásico de alto riesgo.

Simon Chowdhury, oncólogo y consultor médico en los Hospitales de Guy, King y St. Thomas e investigador del estudio SPARTAN, explica que los resultados del ensayo SPARTAN “son los primeros en demostrar que la aparición de metástasis puede retrasarse en pacientes con cáncer de próstata resistente a castración, lo que indica que apalutamida podría convertirse en un nuevo tratamiento de referencia para los pacientes cáncer de próstata resistente a castración no metastásico de alto riesgo”.

Los datos de este ensayo se han utilizado como base para presentar una solicitud de autorización de comercialización para apalutamida a la Agencia Europea de Medicamentos (EMA).

Sobre SPARTAN

Aportando más datos sobre este ensayo, cabe destacar que SPARTAN es un estudio fase 3, aleatorizado, doble ciego, controlado con placebo y multicéntrico, en el que se incluyeron 1.201 pacientes con cáncer de próstata resistente a castración no metastásico. Para el mismo,  colaboraron 332 centros de 26 países de Norteamérica, Europa, Asia-Pacífico y Australia.

Los pacientes se dividieron, de forma que 803 de ellos recibieron una combinación de  apalutamida y 398 una combinación de placebo y TDA. De esta forma se demostró también que la combinación de apalutamida y TDA, en comparación con la combinación de placebo y TDA, lograba una mejora clínica en todos los objetivos secundarios, con mejoras estadísticamente significativas del tiempo hasta la aparición de metástasis.

A modo de conclusión, el director del área Terapéutica Mundial de Oncología de Janssen Research & Development, Peter Lebowitz, agregaba que “es fundamental retrasar la aparición de metástasis en el cáncer de próstata. Una vez que el cáncer comienza a extenderse, el estado general de salud, el bienestar y el pronóstico del paciente cambian drásticamente”. Por ello insistía en que “ha sido emocionante ver los datos de apalutamida presentados en ASCO-GU; unos resultados tan sólidos que ponen claramente de manifiesto el compromiso de Janssen de atender necesidades no cubiertas para el tratamiento en todos los estadios de progresión de la enfermedad.”