C.P,Zaragoza.- La estancia media de los hospitales aragoneses se ha reducido en medio día durante el primer año desde que la gestión sanitaria fuera transferida a la Diputación General de Aragón(DGA), con lo que se ha logrado aumentar el número de pacientes ingresados en los 13 hospitales de la comunidad autónoma. Con 3.264 estancias menos se ha podido realizar 1.258 ingresos más. Éstos son algunos de los parámetros que aparecen en la memoria del Servicio Aragonés de Salud y que reflejan un incremento generalizado de la actividad en 2002 tanto en Atención Primaria como en Especializada respecto al 2001. En concreto, los datos comparativos indican que se ha incrementado en 30.319 el número de consultas especializadas y en 433 el de intervenciones quirúrgicas, así como las consultas en Primaria, tanto de Pediatría – 40.000 más -, de Enfermería – 156.000 más -, como de Medicina General – 389.000 más -.

"Estoy muy satisfecho con la situación inicial. Los resultados obtenidos demuestran que se ha hecho un esfuerzo muy importante y demuestran que cada vez somos más eficientes. Soy optimista, y estoy convencido de que a medio plazo tendremos un servicio de Salud excelente", reconoció el gerente de Salud, Alfonso Vicente. Estos datos forman parte del balance que ha sido presentado en el seno del Consejo de Salud de Aragón, formado por representantes de asociaciones de consumidores, sindicatos, organizaciones empresariales, partidos políticos y la administración. Vicente agradeció el esfuerzo realizado tanto por los trabajadores como por los usuarios del sistema sanitario en un año de arranque y pidió un poco más de tiempo "para lograr entre todos que el sistema se consolide y sea mucho más eficaz".

El gerente de Salud consideró muy positivo el incremento de la actividad global a pesar de los retos pendientes y las numerosas obras de reforma que todavía quedan por ejecutar. "Las dificultades de cada día son muchas, pero la actividad ha aumentado incluso en intervenciones, a pesar de que por ejemplo los quirófanos de los hospitales Miguel Servet y Royo Villanova sufrieron cierres importantes en verano por distintas obras, lo que ha empañado ligeramente el nivel de actividad de estos centros, que luego se ha logrado recuperar", apuntó.

En su opinión, el mayor reto en Atención Especializada es el de mejorar las estancias medias. "Para lograrlo tenemos que lograr recursos intermedios y de larga estancia para ingresar a pacientes que bloquean los hospitales de tercer nivel. Intentar que cada paciente esté en su sitio". La estancia media en Aragón es de 7,8 días, aunque hay centros que superan los ocho días como el Servet. "Si se disminuye la estancia, se agilizan más las pruebas y se estudian antes, con los mismos recursos se puede atender a más personas. Con los mismos recursos hemos llegado a más de 50.000 personas más entre consultas, urgencias, pruebas e ingresos", insistió

Presupuestos e incremento de plantilla

En lo que se refiere al capítulo de presupuestos, el grado de ejecución ha sido casi total, ya que se ha ejecutado el 99.17 por ciento, del presupuesto, un porcentaje que en opinión de Alfonso Vicente revela el alto grado de actividad y de gestión del Servicio Aragonés de Salud (SALUD). El presupuesto global de SALUD asciende a un total de 1.080 millones de euros (177.000 millones de pesetas). La memoria de SALUD ofrece un amplio listado de obras realizadas en el 2002 y las que quedan pendientes, así además del gran proyecto de reforma de Traumatología en el hospital Miguel Servet, se están pendiente de análisis el centro de especialidades Inocencio Jiménez del Clínico, y queda por comenzar la reforma integral del hospital Provincial de Zaragoza, y están adjudicadas varias obras en los hospitales psiquiátricos de Huesca y de Teruel, mientas que en el de Zaragoza se han terminado la reforma de dos pabellones en el 2002.

La memoria presentada por Salud indica que se ha producido un aumento en la plantilla que en Primaria corresponde a 62 trabajadores más: Nueve médicos, 16 ATS, 98 Pediatras, 5 fisioterapeutas, 14 administrativos, 4 auxiliares de clínica, 5 higienistas dentales y un informático. En Especializada, la plantilla fija ha aumentado en 181 trabajadores: 47 médicos y 47 ATS, 21 técnicos de laboratorio y de Anatomía Patológica; 14 celadores, 16 administrativos y 30 auxiliares de Enfermería.

Respecto al estado de las Urgencias, en el segundo semestre del 2002, se han puesto en marcha 5 UVI móviles y un total de 15 nuevas Unidades de Soporte Vital Básico, con lo que desde Salud se considera cerrado el Plan de Urgencias y Emergencias. Estos nuevos medios han obligado a la creación de otras 28 plazas de médicos más y de otras 25 para ATS de Urgencias y emergencias. Asimismo, el Servicio del 061 ha visto incrementado su actividad, con la consolidación y una mayor calado entre la población. El 061-Aragón recibe una media de 235 llamadas diarias, lo que significa un incremento del 30 por ciento respecto al año 2001.