Madrid (12-7-11).- Baxter ha anunciado que el Comité de Medicamentos de Uso Humano (CHMP) de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) ha emitido una opinión positiva para la ampliación de las indicaciones terapéuticas de KIOVIG de modo que incluyan una nueva indicación para el tratamiento de la neuropatía motora multifocal (NMM), enfermedad debilitante grave que requiere tratamiento de por vida. Con la decisión adoptada por la Comisión Europea, Baxter recibirá la autorización para comercializar la indicación para NMM de KIOVIG en todos los estados miembro de la Unión Europea (UE).

La NMM es una enfermedad autoinmune poco frecuente caracterizada por una debilidad progresiva de las extremidades, que acaba suponiendo una dificultad significativa en la realización de tareas manuales simples.1 De no tratarse, la NMM progresa frecuentemente hacia una debilidad más severa, que incluye atrofia muscular o espasmos involuntarios.

“Con la recomendación del CHMP, Baxter espera ofrecer a los pacientes con NMM una opción de tratamiento para aliviar los síntomas de debilidad de las extremidades y de disfunción motora”, afirma el profesor Hartmut Ehrlich, vicepresidente de investigación y desarrollo global de Baxter BioScience. “Baxter tiene un fuerte compromiso de contribución con su larga trayectoria y experiencia comprobada hacia la terapia IGIV para avanzar en los tratamientos de las enfermedades neurológicas, tales como la NMM”.

La opinión positiva del CHMP para el tratamiento de la NMM con KIOVIG se basa en dos estudios prospectivos, abiertos, iniciados por el investigador acerca de la eficacia clínica en pacientes de NMM, en los que se ha demostrado el mantenimiento de la fuerza muscular y una funcionalidad mejorada.

Terapia recomendada

“La NMM es una enfermedad autoinmune debilitante que afecta a la fuerza de las extremidades y capacidades motoras de los individuos en su edad de máximo rendimiento y que requiere tratamiento de por vida”, afirma Leonard van den Berg, doctor y profesor de Neurología en el Centro Médico Universitario de Utrecht, Países Bajos.

“Ya hace tiempo que se ha reconocido la terapia IGIV como terapia recomendada para el tratamiento de la NMM. Sin embargo, dada la rareza de esta enfermedad, los datos disponibles relativos a su eficacia y a las opciones de tratamiento de la NMM siguen siendo escasos pese a los años de investigación. Una aprobación a nivel europeo constituye una nueva e importante oportunidad para que los médicos mejoren las vidas de los pacientes de NMM”, añade.

La Federación Europea de Sociedades Neurológicas y la Sociedad del Nervio Periférico (EFNS/PNS) recomiendan el tratamiento de la NMM con IGIV en sus Directrices de Gestión de la NMM y en las Directrices para la Utilización de IGIV en el tratamiento de enfermedades neurológicas.