Tras la publicación de la convocatoria oficial para la Formación Sanitaria Especializada 2020-2021, la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) ha emitido un nuevo comunicado. En el mismo lamenta que se haya optado exclusivamente por la vía telemática para la elección de plazas.

Así, recuerdan que la postura defendida en varias ocasiones ante el Ministerio de Sanidad ha sido la de facilitar una modalidad mixta. Esta habría dejado la elección en manos del aspirante.

Una vez publicado que la elección será vía telemática, CESM exige que el proceso se pueda llevar a cabo con todas las garantías. Es decir que contemple las mismas posibilidades de elección de plaza que permitía la vía presencial. Así,  espera que se hayan subsanado los errores que existían en la convocatoria anterior.

Más allá de la vía telemática

Además de esta crítica por la vía telemática exclusiva, CESM también quiere hacer una llamada de atención sobre la encrucijada en la que se encuentra el sistema de Formación Sanitaria Especializada.

En concreto señala el déficit de tutores y las graves dificultades para desarrollar adecuadamente los respectivos programas docentes. Es decir, el necesario aumento de plazas MIR anunciado no puede hacerse sin tener en cuenta las necesidades que se generan para realizar la formación. Insiste en que lo que se pretende es formar especialistas, no meros números de trabajadores.

En esta línea, conviene no olvidar la conflictividad que a causa de estas circunstancias está soportando el colectivo MIR. Especialmente en lo relativo a las retribuciones, lugares de descanso, rotaciones, jornadas, descansos, etc.

Por todo ello, CESM quiere destacar el riesgo de que por la celeridad y la falta de recursos se dinamite el prestigio y la calidad de un sistema ampliamente consolidado