La Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM), en reunión extraordinaria de su Comité Ejecutivo, ha aprobado iniciar la vía judicial para impugnar el proceso de adjudicación de plazas de formación sanitaria especializada.

Se trata de iniciar la vía administrativa mediante la interposición de un recurso de alzada y, ante el riesgo que existe de vulneración de los derechos de los profesionales y de que el procedimiento no cuente con todas las garantías exigibles, se ha acordado la interposición de solicitud de medidas cautelarísimas inaudita parte ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid.

Recurso de alzada

El recurso de alzada frente a la Resolución de 12 de mayo de 2021, de la Dirección General de Ordenación Profesional, publicada en el BOE el 19 de mayo, se basa en alegaciones en cuanto a defectos de forma de la misma respecto a la convocatoria para el proceso de adjudicación de plaza de los aspirantes y de aquellos que concurran por el turno de discapacidad.

Además, por recaer en el mismo error que en la convocatoria de 2020 sobre la que acaba de conocerse la sentencia de la Sección Cuarta de la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Supremo respecto a la elección exclusivamente telemática.

También, en relación a la modificación de la Ley de Ordenación de Profesiones Sanitarias que obliga a una persona física a relacionarse obligatoriamente con la Administración a través de medios electrónicos y haberse hecho esta modificación mediante Real Decreto Ley. Y en lo referente a la posibilidad de que aumente considerablemente el número de plazas vacantes por la dificultad para dejar pasar el turno y elegir posteriormente.

Medidas cautelarísimas

Por su parte, la solicitud de medidas cautelarísimas busca la suspensión del procedimiento establecido y de la fecha de adjudicación de plazas de formación sanitaria especializada para la convocatoria de este año a partir del 17 de junio para la titulación de Medicina.

En el escrito presentado se exponen los motivos para su petición y se insiste en que se está poniendo en grave riesgo el futuro profesional de los aspirantes a plazas de formación sanitaria especializada en tanto en cuanto pudieran verse dañadas de manera irremediable sus esperanzas y expectativas profesionales a la hora de realizar una determinada especialidad o en una concreta unidad docente.

Por todo ello, la Confederación ha convocado una concentración a las puertas del Ministerio de Sanidad para el próximo 25 de mayo a las 13.00 horas.