CESM reclama reforzar el examen MIR frente a la COVID-19. La Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) ha denunciado “la indefensión” de los aspirantes que por causas sobrevenidas no pudieran presentarse al examen en la fecha programada. El Ministerio de Sanidad ya ha publicado las instrucciones para las Pruebas de Formación Sanitaria Especializada.

“La honda preocupación manifestada también al director general de Ordenación Profesional el pasado 4 de febrero por la situación en la que quedan los opositores se refiere en concreto a los criterios de exclusión en la participación de la prueba que se reflejan en el apartado 1º de la Instrucción emitida desde la Subdirección General de Formación y Ordenación Profesional”.

En dicha orden se establece que no se permitirá el acceso ni la participación a personas con síntomas compatibles con la COVID-19 o con test confirmado. Tampoco a quienes hayan estado en contacto estrecho con un caso sospechoso, probable o confirmado o personas con prueba diagnóstica positiva.

Reforzar el examen MIR frente a la COVID-19

CESM ha indicado que está “conforme con las medidas de precaución citadas”. Sin embargo, ha rechazado que se omita la regulación de una alternativa que se pueda ofrecer a los opositores afectados, de forma directa o indirecta, por esta enfermedad. “Atravesamos una situación de emergencia sanitaria. La Administración está obligada a poner todos los medios posibles para minimizar el perjuicio de la pandemia en los participantes”.

La Confederación ha solicitado al Ministerio que “busque y proponga soluciones” a este grave problema del que ya se había advertido con anterioridad. Asimismo, ha ofrecido su ayuda para “buscar propuestas conjuntas”. Por tanto, ha pedido que “a la mayor brevedad posible se dicte una nueva instrucción que contemple medidas alternativas que faciliten la participación de todos”.