Chiesi España incorpora Relert en su portfolio, fármaco para la cefalea migrañosa, tras un acuerdo de comercialización con Pfizer, compañía que lo investigó y lo puso a disposición de pacientes y profesionales sanitarios en 2001. El fármaco se suma al área terapéutica de Neurología de Chiesi y amplía su gama médica y áreas de actuaciones. La compañía farmacéutica sigue centrada en el desarrollo e investigación de sus actuales áreas terapéuticas. respiratorio, cardiovascular, neonatología, gastrointestinal, trasplante, enfermedades raras y el área de autocuidado.

Giuseppe Chiericatti, director general de Chiesi España, afirma que "la incorporación de Relert a nuestra compañía afianza nuestro compromiso por mejorar la calidad de vida de las personas frente a patologías actuales como la migraña, cuya dolencia afecta negativamente a la salud de aquellas personas que la padecen".

Relert está indicado para el tratamiento agudo de la fase de cefalea de la migraña. Antes de que comience la cefalea migrañosa (dolor de cabeza) se puede experimentar una fase llamada "aura" en la cual pueden aparecer trastornos en la visión, aturdimiento y alteraciones del lenguaje. Su principio activo es eletriptán y se presenta en 20 mg o 40 mg y en comprimidos recubiertos con película. El fármaco pertenece al grupo de medicamentos denominados agonistas del receptor de serotonina, una sustancia natural que se encuentra en el cerebro y que ayuda a estrechar los vasos sanguíneos.

Según la Sociedad Española de Neurología (SEN) existen más de 3,5 millones de personas en España que padecen migraña (entre el 12 y el 13 por ciento de toda la población), y el 80 por ciento de los pacientes tiene menos de 30 años. Entre los 3,5 millones de pacientes cerca de un millón tiene dolor de cabeza durante más de quince días al mes.

La OMS lista la migraña como una de las 20 enfermedades más incapacitantes que existen: aproximadamente un 42.5 por ciento de las personas con migrañas la padecen de manera moderada o elevada. Pese a ello, existe entre un 20 y un 25 por ciento de personas con migraña que nunca han consultado a un profesional médico sobre sus dolencias, y cerca de un 50 por ciento de los pacientes abandonan el tratamiento tras las primeras sesiones.