La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha reclamado un refuerzo de las plantillas y una planificación urgente de los recursos ante la posibilidad de sufrir una tercera ola de la pandemia provocada por la COVID-19. Representantes de este sindicato han acudido al Ministerio de Sanidad para analizar la oferta de plazas de formación de médicos internos residentes (MIR).

Una de las propuestas de CSIF ha sido la creación de nuevas unidades docentes en los centros hospitalarios. Estas unidades permitirían ampliar las plazas de formación, así como agilizar las acreditaciones. En opinión de la Central Sindical, se trata de una acción necesaria si se tiene en cuenta la escasez de médicos de Familia. Asimismo, ha considerado necesario crear plazas de Enfermería Comunitaria.

En concreto, los delegados de CSIF han apuntado al empeoramiento de la situación en autonomías como Madrid o Valencia, que tienen “muy cerca la tercera ola”. Esta petición de incrementar los recursos humanos y mejorar la planificación de su distribución se está realizando “desde hace meses”, han informado los portavoces de CSIF.

Indignación de CSIF por el Isabel Zendal

Respecto a Madrid, CSIF ha indicado su “indignación” por el traslado forzoso de personal al Hospital Isabel Zendal desde otros centros. De nuevo “la falta de planificación” ha provocado “el contrasentido de que el personal del Zendal no esté al 100 % de actividad por la falta de pacientes. En el resto de los hospitales, por el contrario, se ha incrementado la carga de trabajo. Por tanto, no es de recibo que con el repunte de casos que se prevé en las próximas semanas, se resten recursos de los hospitales del SERMAS para llevarlos al Zendal”.

La situación de Castilla La Mancha y Aragón es más estable en cuanto al número de hospitalizaciones y de pacientes en UCI, también tienen “hospitales muy justos de personal”. Por ello, el sindicato ha reclamado “una campaña de contratación para afrontar la vacunación COVID-19, así como una posible tercera ola”.

Bajas de los profesionales contagiados

CSIF también ha denunciado “otro problema recurrente”, como son las dificultades de cubrir las bajas de personal contagiado en Andalucía. “El sistema sanitario público continúa tensionado por la atención a la COVID. Por una parte, se ha conseguido estabilizar las hospitalizaciones. Sin embargo, las bajas de personal sanitario contagiado a principios de diciembre han alcanzado cerca de los 1.200 profesionales en incapacidad temporal”.

Según la plataforma sindical, la pandemia ha puesto en evidencia las necesidades estructurales del sistema sanitario español, tensionado y al borde del colapso. El sector necesita un plan estratégico a 5-10 años para situar a España en la media europea. En este sentido, ha indicado que las diferencias con la Unión Europea apuntan un déficit de 289.235 profesionales.