La donación de órganos y tejidos es un tema vital a nivel social y médico, hoy se conmemora el Día Mundial del Paciente Trasplantado con la finalidad de visibilizar esta labor que da oportunidad a otras personas de seguir viviendo.

En México y el mundo, las enfermedades crónicas degenerativas son las que provocan daño permanente en órganos y tejidos, como son córnea riñones, hígado, pulmón, páncreas o corazón, lo que genera una demanda de órganos de más de 23.400 pacientes que hoy se encuentran en lista de espera.

Alrededor del 70% de las personas en la lista de espera son derechohabientes del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), lo que nos da una clara visión de la importancia que tiene esta institución, en la que se realizan aproximadamente la mitad de todos los procedimientos de este tipo en México.

Durante 2019, el IMSS realizó 1,528 trasplantes de riñón, 1,381 de córnea, 314 de células progenitoras hematopoyéticas, 71 de hígado y 20 de corazón. En lo que va del presente año, el Instituto ha realizado más de 217 trasplantes de riñón, 194 de córneas, 47 de médula ósea, 11 de hígado y 2 de corazón.

Sin embargo, aunque ha aumentado la donación de órganos en México, esta aún se ve  frenada por el desconocimiento de los procedimientos requeridos para efectuar una donación altruista, así como la desconfianza sobre el correcto manejo y la disposición de los órganos donados y el miedo a que los mismos puedan ser comercializados ilegalmente, estos factores  impiden que las instituciones sanitarias obtengan un mayor número de órganos y tejidos que las ayuden a disminuir, o a mitigar parcialmente, las cifras deficitarias que en este ámbito específico de la salud seguimos arrastrando.

Los propios médicos son los responsables de explicar a sus pacientes sobre las campañas de donación, un ejemplo de ello son las campañas permanentes como “Extiéndela a Alguien más, Dona tus Órganos”, la cual consiste en fortalecer la cultura de donación de órganos y tejidos en los habitantes de la Ciudad de México y el Programa de donación de órganos y tejidos con fines de trasplante que se desarrolla en el Hospital General “Xoco”, Hospital General “La Villa” y Hospital General “Balbuena”.

También deben exponerse los requerimientos para toda persona mayor de 18 años y sin límite superior de edad y todos pueden ser donantes siempre que las condiciones médicas, legales y administrativas lo permitan.

En México, por ejemplo, la Ley General de Salud y la Ley de Salud del Distrito Federal establece que todos los ciudadanos mexicanos son donadores de órganos (donador tácito). Sin embargo, la ley también reconoce el derecho de un ciudadano a no ser donador. Es decir, el camino está abierto para tomar cualquiera de las dos decisiones.

La persona que decide ser donante debe comunicar este deseo a sus familiares y se puede portar la “Tarjeta de donador”, documento que permite identificar al donador, sin embargo, al momento de su fallecimiento siempre se pedirá nuevamente la autorización de su familia, es por ello muy importante que conversemos con nuestra familia, ya que aun con nuestro consentimiento, ellos serán consultados y respetados.

En torno a la actual epidemia de enfermedad generada por el virus SARS-CoV-2 (COVID-19), y considerando la reciente declaración del Gobierno Federal de emergencia sanitaria nacional por causa de fuerza mayor, se ha realizado una actualización a las Recomendaciones al Subsistema Nacional de Donación y Trasplante sobre la infección asociada al SARS-Cov-2 (COVID-19) emitidas el pasado 17 de marzo de 2020.

En la actualización se menciona la suspensión temporal de todos los programas de donación y trasplante de órganos y tejidos a nivel nacional hasta nuevo aviso en la página web de CENATRA y solo se considerará la realización de trasplantes en casos de urgencia nacional (hígado y corazón) y asignación prioritaria (riñón y córnea), entre otras.

Pueden consultar aquí las recomendaciones: https://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/544806/010420_Recomendaciones_COVID-19_M_xico__1_.pdf