La creación de un Área de Capacitación Específica en Medicina Paliativa ha unido a diez sociedades científicas. Lideradas por la Sociedad Española de Cuidados Paliativos (SECPAL), las mismas han remitido esta petición al Consejo Nacional de Especialidades en Ciencias de la Salud (CNECS), al amparo del Real Decreto 07/04/2021, por el que se regula la formación transversal en Ciencias de la Salud. El objetivo es que desde estas especialidades pueda optarse a la superespecialización en Medicina Paliativa.

Tal y como defienden estas sociedades, el reconocimiento de una ACE en Medicina Paliativa es “una acción clave”. Especialmente para garantizar en el futuro la calidad en la atención al final de la vida de pacientes con enfermedades degenerativas, progresivas, avanzadas y sin opción a tratamiento curativo”

La propuesta del Ministerio en Medicina Paliativa

A este respecto, SECPAL rechaza la propuesta del Ministerio de Sanidad de crear un Diploma de Acreditación en Cuidados Paliativos. En concreto, considera que esta fórmula “no da respuesta a las complejas y estructurales necesidades de atención paliativa” que existen en España . Por ello,  “podría aumentar la inequidad actual en la prestación de cuidados”.

Así, tras analizar esta posibilidad, concluyen que esta opción en Medicina Paliativa “no garantiza una renovación generacional de calidad de los profesionales”. En concreto, “al no basarse en competencias sólidas cultivadas en un programa de formación oficial, sino más bien en méritos sin especificidad”.

Además, SECPAL  considera que esta opción “no hace justicia a los profesionales que actualmente se dedican a la atención paliativa”. En este sentido, “no genera garantías para la singularización y estabilidad de plazas”. Del mismo modo, en caso de ser aprobada, esta vía de reconocimiento “podría excluir y limitar el desarrollo de una ACE y comprometer el futuro de los cuidados paliativos, dejando a la población con una cobertura sanitaria frágil y con mínima perspectiva de evolución positiva”, concluyen.