Cumplir los tiempos establecidos legalmente para que un medicamento esté accesible para los pacientes y eliminar las trabar burocráticas para que el paciente consiga recibir las innovaciones en el tratamiento, mejoraría enormemente el manejo de los pacientes con tumores digestivos y la calidad de vida de los pacientes. Esa ha sido la principal conclusión de la jornada “¿Tienen los pacientes con tumores digestivos acceso a la innovación?” que ha organizado la Fundación para la Excelencia y la Calidad de la Oncología (ECO).

Una jornada en la especialistas y pacientes han reclamado una mayor agilidad en el acceso a los nuevos tratamientos oncológicos para los afectados que hoy “tienen que pasar una auténtica gincana para acceder ala innovación”, tal como ha comentado en la sesión el presidente de EuropaColon.

En este encuentro han participado los oncólogos Rafael López, presidente de la Fundación ECO; Enrique Aranda, presidente del Grupo de Tratamiento de los Tumores Digestivos (TTD); Pilar García Alfonso, jefa de Oncología Médica del Hospital Gregorio Marañón; y en representación de los pacientes, Begoña Barragán, presidenta del Grupo Español de Pacientes con Cáncer (GEPAC); y Luis Miguel de la Fuente, presidente de EuropaColon.

Desigualdades y tiempos de espera

Todos los participantes han coincidido en señalar que durante los últimos años se ha producido una auténtica revolución en la innovación de los tratamientos oncológicos. Un avance que no ha tenido la misma repercusión en cuanto al acceso de los pacientes. “No se entiende que con los años y la gran inversión que se debe realizar para investigar nuevos tratamientos, haya desigualdades e inequidades para acceder a esos nuevos fármacos entre Comunidades Autónomas, incluso entre los propios hospitales”, subraya De la Fuente.

El doctor López, también jefe de Servicio Oncología Médica del Hospital de Santiago de Compostela, asegura que “recibir un tratamiento a tiempo y sin demoras es un aspecto fundamental en el abordaje de esta patología y supone una importante mejora para la supervivencia y calidad de vida de los pacientes”. “Para poder ofrecer una asistencia de máxima calidad, debemos mirar a los países vecinos que han conseguido reducir considerablemente esos tiempos de espera”.

Claridad en los criterios

Por su parte la doctora García Alfonso ha destacado que como clínicos no pueden hacer mucho. No obstante, reclama que, al menos, se deberían cumplan los tiempos para la puesta a disposición de los pacientes de las innovaciones. En esa misma línea, pide que haya una legislación y unas normas de actuación claras que garantice la equidad.

“Para nosotros es durísimo que haya un fármaco admitido en un hospital cercano y que nosotros no podamos hacer uso de él. Son situaciones que, a nosotros como clínicos, nos produce una gran desazón”, asegura.

Más allá de las desigualdades, la presidenta de GEPAC hace hincapié en la arbitrariedad que existe en un mismo hospital a la hora de administrar los tratamientos. “¿Por qué a un paciente sí y a otro no se lo van a aprobar?”, inquiere. Contestándose a sí misma, Barragan asegura que en ocasiones únicamente se atiende al criterio economicista, en función de los presupuestos que se tienen aprobados. Una práctica que considera que no genera ahorro sino, a la larga, un mayor gasto.

Avances en tumor digestivo

Los tumores digestivos representan más del 25% de los nuevos diagnósticos de cáncer en España y provocan alrededor de 35.000 muertes al año. Del total de los nuevos diagnósticos, el cáncer colorrectal es el más frecuente con 43.500 nuevos casos al año, lo que supone, el 16% del total de nuevos diagnósticos de cáncer en España. A este, le siguen, por orden de incidencia, los tumores de páncreas, estómago, hígado, vesícula y esófago.

Los avances en el manejo de estos tumores han sido enormes en los últimos años. A juicio del doctor Aranda: “Gracias a la secuenciación genómica se han desarrollado terapias dirigidas que han conseguido que pacientes con muy mal pronóstico pueden ahora beneficiarse de un tratamiento específico que modifique la evolución natural de la enfermedad”.

Mejorar la supervivencia

Son tratamientos que suponen un cambio de paradigma en el tratamiento del cáncer de determinados pacientes para los que, hasta ahora, carecían de estándares de tratamiento eficaces. Pone como ejemplo terapia dirigida contra la mutación BRAF o contra la inestabilidad de microsatélites (MSI) en cáncer colorrectal, que presenta unas buenas tasas de mejora en la supervivencia libre de progresión y de respuesta que son consideradas hitos en medicina personalizada.

Ante el retraso en el acceso a través del Sistema Nacional de Salud a estas innovaciones que ya aprobadas por la Agencia Europea del Medicamento (EMA), el oncólogo advierte de que “son latentes las diferencias significativas entre comunidades autónomas lo que ocasiona desigualdad para los pacientes”.