Las autoridades sanitarias estadounidenses han aprobado el uso del medicamento antiviral remdesivir para tratar a pacientes con COVID-19, según ha anunciado Donald Trump. El presidente de Estados Unidos ha comparecido en la Casa Blanca junto con Stephen Hahn, jefe de la Agencia de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos (FDA). Según han informado, remdesivir estará disponible para todos los pacientes ingresados en hospitales estadounidenses.

La Agencia de Estados Unidos ha aprobado el uso de emergencia de este fármaco experimental después de que algunos pacientes tratados con remdesivir tuvieran una recuperación más rápida tras contagiarse con este tipo de coronavirus. Los resultados preliminares de un estudio del laboratorio Gilead Sciences con este fármaco han mostrado que el antiviral reduce un 31% el periodo de hospitalización de pacientes de COVID-19, es decir, unos cuatro días de media, según informa la cadena de televisión CBS.

El estudio de Gilead Sciences se realizó con una muestra de 1.063 pacientes, e incluyó un grupo de comparación en el que los pacientes recibieron el tratamiento habitual sin este medicamento. Se trata del mayor y más estricto ensayo de este medicamento, según han informado las autoridades estadounidenses.

Estudio Simple

Nuevos resultados del ensayo ‘Simple’ demuestran que los pacientes que recibieron tratamiento con remdesivir durante 10 días consiguieron una mejoría similar en su estado clínico en comparación con aquellos que tomaron remdesivir durante 5 días. Asimismo, no se identificaron nuevos efectos adversos con remdesivir en ninguno de los grupos de tratamiento.

El ensayo ‘Simple’ es un ensayo abierto fase III que evalúa los resultados del antiviral en investigación remdesivir administrado durante 5 y 10 días en pacientes hospitalizados con manifestaciones graves de Covid-19.

Así lo ha anunciado Gilead Sciences, que planea enviar los datos completos para su revisión y publicación en una revista científica revisada por pares en las próximas semanas. Tal y como ha apuntado su director médico, Merdad Parsey, “a diferencia del desarrollo tradicional de fármacos, actualmente estamos intentando evaluar un medicamento en el marco de una pandemia global en constante evolución. Múltiples estudios están ayudando a determinar si remdesivir es un tratamiento seguro y efectivo para COVID-19, y cómo utilizarlo de la mejor forma”.