El envejecimiento poblacional y los pacientes pluripatológicos y/o polimedicados hace de la colaboración entre especialistas  y la interconsulta una realidad imperante. Esta asistencia compartida es necesaria tanto en su abordaje médico y quirúrgico. Por ello, casi 300 médicos internistas han analizado online las principales novedades al respecto. En concreto en el marco de la V Reunión VIRTUAL del Grupo de Asistencia Compartida y Medicina Hospitalista de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI).

Tal y como se ha destacado, el 26 por ciento de hospitales cuenta con médicos adjuntos de Medicina Interna dedicados a tiempo completo a la asistencia compartida y la interconsulta. Un 48 por ciento de hospitales (44 de 92) disponen de adjuntos dedicados a tiempo parcial a esta labor. Esta encuesta también ha desvelado que Traumatología, Cirugía General y Urología están entre los servicios quirúrgicos que más interconsulta solicitan a los internistas. Asimismo, ocho de cada 10 solicitudes de interconsulta a los Servicios de Medicina Interna proceden de especialidades quirúrgicas. Igualmente, Psiquiatría, Cardiología y Neurología son algunos de los servicios médicos que más interconsulta realizan a Interna.

Entre los diagnósticos más efectuados por el internista consultor a través de interconsulta, se hallan: anemia (20,1 por ciento); insuficiencia cardíaca (16 por ciento); o insuficiencia respiratoria (12,8 por ciento).

La interconsulta de hoy y de mañana

El concepto de interconsulta médica se aplica a diversos modelos asistenciales. Estos incluyen la interconsulta tradicional, en la que un médico solicita a otro su opinión o que valore un aspecto del problema médico del paciente. Pero también aquellos en los que se hace cargo por completo del paciente, como sería la asistencia compartida.

Ante esta necesidad, en otros países, como Holanda o Suecia, los pacientes ingresan por procesos y no por servicios. Así marca la pauta el tipo de procedimiento que hay que hacerle, no por quién lo hace. Estos ejemplos resaltan el importante papel de la asistencia compartida en el hospital del futuro.