La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, ha anunciado que un 57 por ciento de los adultos en la UE está totalmente vacunado contra el coronavirus, mientras que un 70 por ciento cuenta con al menos una dosis.

La Unión Europea se marcó como objetivo a principios de año alcanzar la inmunidad de grupo antes de que acabara el verano, gracias a haber vacunado al 70 por ciento de la población adulta en ese plazo. Von der Leyen ahora ha dado por bueno haber alcanzado ya el 70 por ciento de europeos que han recibido al menos una dosis, aunque no haya completado la pauta para su inmunización.

Pese al avance en la campaña de vacunación, la conservadora alemana ha querido insistir en que hay que mantener los esfuerzos contra el virus ante un variante, la delta, que resulta “muy peligrosa”. “Llamo a todo el mundo a vacunarse por su propia salud y para proteger a los demás. La UE seguirá aportando suficiente volumen de vacunas”, ha asegurado.

Objetivo del 70 por ciento de vacunación

La campaña de vacunación en la UE arrancó los últimos días de 2020, con dudas sobre la capacidad de producción y el reparto de vacunas entre los Estados miembros. En el mes de febrero, Bruselas apuntó que el objetivo de vacunación se alcanzaría antes de acabar el verano y a finales de abril adelantó a julio la meta de inmunizar al 70 por ciento de la población adulta.

En estos meses se han sucedido los problemas con las farmacéuticas, especialmente con la británica AstraZeneca, que Bruselas ha llevado a los tribunales por incumplimiento de contrato. Los retrasos en las entregas de las vacunas han afectado a todas las empresas, si bien Pfizer ha terminado siendo la firma que más suministros ha aportado, llegando a firmarse tres contratos para adquirir en total más de 2.000 millones de dosis.