Ante la celebración del Día Mundial de la Seguridad y Salud en el trabajo, el Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos (CGCOM) ve necesario realizar avances. En concreto, piden que la Profesión Médica sea declarada Profesión de Riesgo. El objetivo es proteger a los médicos, especialmente tras más de un año de pandemia por COVID-19.

Cabe recordar que la Asociación Médica Mundial ya solicitó a los Gobiernos que la profesión médica sea declarada profesión de riesgo. En concreto, el pasado octubre, en Córdoba, aprobó una resolución urgente. En la misma, demandaba a los gobiernos de todo el mundo reconocer que la infección por SARS CoV-2 sea considerada como una enfermedad profesional. También que la profesión médica sea declarada “profesión en riesgo”. Asimismo, solicitaba que la atención a los profesionales de la salud sea una prioridad, especialmente en el ámbito de la salud mental.

La importancia de proteger a los médicos

Desde el CGCOM recuerdan que desde que irrumpió como crisis mundial a principios de 2020, la pandemia de COVID-19 ha tenido profundas repercusiones. Así, ha incidido en casi todos los aspectos del mundo del trabajo.  Desde el riesgo de transmisión del virus en los lugares de trabajo hasta los riesgos relacionados con la seguridad y salud en el trabajo (SST). La reorientación hacia nuevas modalidades de trabajo, como la generalización del teletrabajo, ha ofrecido muchas oportunidades a los trabajadores. Sin embargo, también ha planteado riesgos potenciales para la SST, en particular riesgos psicosociales y violencia.

Por ello, desde el CGCOM se incide en que esta enfermedad se inserta en un ejercicio de riesgo continuado. Por ello es tan importante proteger a los médicos en este momento. No obstante, el número total y porcentual de trabajadores sanitarios contagiados por COVID-19 es muy elevado. También el de sanitarios fallecidos por dicha causa.

“En memoria de los compañeros que ya no están (116 fallecidos), de todos aquellos que sufren y han sufrido las consecuencias de esta enfermedad y de aquellos que se encuentran en primera línea, el CGCOM demanda a la Secretaria de Estado de la Seguridad Social y Pensiones que se reconozca a la profesión médica como profesión de riesgo”, concluyen.