El Consejo de Ministros ha dado su visto bueno este martes a los Proyectos Estratégicos para la Recuperación y Transformación Económica (PERTE) para la Salud de Vanguardia, cuya previsión de contribución al Producto Interior Bruto (PIB) es de 4.335,496 millones de euros, con una generación de 12.688 puestos de trabajo.

Así lo ha detallado en rueda de prensa la ministra de Ciencia e Innovación, Diana Morant, quien ha recordado que el plan contempla una inversión de 1.469 millones de euros entre 2021 y 2023, de los 982 se van a invertir desde el sector público y 487 millones de euros desde el privado, para "transformar" el Sistema Nacional de Salud (SNS).

"Con este proyecto estratégico, las personas ganarán en salud, seguridad y esperanza. Y España avanzará en las transformaciones necesarias para que este país sea más competitivo, equitativo, cohesionado y próspero, así como más resiliente ante futuras amenazas", ha destacado Morant.

Asimismo, también se pretende impulsar la implementación equitativa de una Medicina Personalizada de Precisión, "favoreciendo el refuerzo, el desarrollo y la creación de empresas competitivas basadas en la generación de conocimiento aplicable a este objetivo".

Sistema nacional de Salud digital

También se recoge desarrollar un Sistema Nacional de Salud digital, con "una base de datos integrada que permita la recogida, el tratamiento, el análisis y la explotación de los datos procedentes de las distintas fuentes para mejorar la prevención, el diagnóstico, el tratamiento, la rehabilitación y la investigación".

Además, este PERTE sanitario contempla la creación de la ‘Alianza Salud de Vanguardia‘, un foro de discusión en el que participarán las empresas del sector biotecnológico y farmacéutico, las administraciones públicas (Ministerios y CC. AA.), los centros asistenciales (hospitales y centros de Atención Primaria) y los centros y departamentos de investigación (OPI, IIS, fundaciones o universidades).

El impacto del PERTE en Sanidad

Según las previsiones del Ejecutivo detalladas por Morant, este plan generará una contribución al PIB de 4.335,496 millones de euros, de los que 2.176,496 para actuaciones innovadoras y de transformación del SNS, 1.159 en digitalización y 1.000 en fortalecimiento y desarrollo industrial.

Esto se traduciría en 12.688 puestos de trabajo: 9.141 por las actuaciones innovadoras y de transformación del SNS, 1.527 por la digitalización y, finalmente, 2.020 por el fortalecimiento y desarrollo industrial.