El estudio IBERICAN tiene como objetivo conocer la prevalencia e incidencia de los factores de riesgo cardiovasculares en España, así como de los eventos cardiovasculares. En este estudio, liderado por SEMERGEN, han trabajado más de 500 investigadores y están incluidos 8.066 pacientes. Los mismos llevan en seguimiento un total de 10 años. Sus conclusiones acaban de ser presentadas en el congreso de la Sociedad Europea e Internacional de Hipertensión.

Los resultados del estudio IBERICAN señalan que los factores de riesgo cardiovasculares más frecuentes son la obesidad abdominal (55,6 por ciento), la dislipemia (50,3 por ciento) y la hipertensión arterial (48 por ciento). La incidencia de cada una de las enfermedades cardiovasculares analizadas es superior en los pacientes hipertensos respecto a los normotensos, a los dos años de seguimiento. La obesidad y la diabetes mellitus, fueron en el análisis multivariante las variables que se asociaron con más fuerza a la presencia de hipertensión arterial.

Rafael M. Micó Pérez, vicepresidente de SEMERGEN era uno de los encargados de presentar estos resultados. “Tenemos que seguir investigando para identificar aquellos factores de riesgo que puedan predecir mayor rapidez de progresión de la enfermedad renal crónica y así retrasar la evolución de la enfermedad”.

La importancia de identificar los factores de riesgo cardiovasculares

Sobre este trabajo también se pronunciaba Sergio Cinza Sanjurjo, investigador principal del IBERICAN. “Podemos afirmar que el estudio IBERICAN se está convirtiendo en una referencia a nivel tanto nacional como internacional. Tanto como fuente de información epidemiológica sobre la enfermedad cardiovascular así como de sus factores de riesgo”.

De esta forma destacaba su desarrollo en práctica clínica asistencia, número de pacientes reclutados y la elevada prevalencia observada de los factores de riesgo, así como de enfermedad cardiovascular. “Por un lado nos alerta de que debemos adoptar precozmente medidas preventivas que reduzcan su incidencia y mejoren su control; pero desde el punto de vista analítico, también aportarán información muy sólida epidemiológicamente hablando por la elevada potencia estadística de los análisis realizados”.