El Sindicato Médico Andaluz ha denunciado que la Junta de Andalucía pretende dificultar la transparencia en procesos selectivos de OPEs y traslados. En concreto, según han dicho desde el sindicato, el SAS ha decidido que la forma de asistencia a las sesiones de los tribunales sea distinta para unos y para otros. Esto supone “discriminar claramente a los representantes de las organizaciones sindicales”, y por ende, generar decisiones más opacas.

Tal y como explican desde el SMA, en las instrucciones que el SAS ha enviado sobre los próximos procesos selectivos y de traslado se especifica esta diferencia. Así, indican que los representantes sindicales deberán acudir a una sala en las dependencias del Servicio Andaluz de Salud (SAS) en Sevilla. Desde allí, se puedan conectar por videoconferencia con los miembros del tribunal calificador.

De forma contraria, argumentan que los vocales de los distintos tribunales sí podrán estar conectados “desde su lugar de trabajo, desde su casa o desde el bar de la esquina”.

Decisiones más opacas

Ante esta diferencia, el SMA afirma que “desconocemos si la actitud del SAS se basa en un intento de hacer más opacas las decisiones o de si es que no nos considera íntegros”. La cuestión es que “nos niega la asistencia en igualdad de condiciones con los vocales”, han aclarado.

Los representantes médicos han detallado que “los opositores y los que optan a un traslado se juegan mucho en estos procesos”. Es por ello que “recurren a los sindicatos para que velen por la objetividad, para asegurarse de que sus alegaciones han sido revisadas, para que se dé fe de que no han existido tratos de favor, entre otros”. Sin embargo, “si el SAS nos pone trabas no conseguirá otra cosa que hacer crecer la desconfianza de muchos de los candidatos en la objetividad del proceso”.

Atendiendo a la norma vigente, “no existe trato diferente en la normativa que obligue al deber de confidencialidad a unos sí y a otros no. Tanto unos como otros están obligados a respetar la normativa vigente. De no hacerlo se enfrentarían a los efectos legales que pudieran corresponder”, han matizado desde el SMA.