Los pacientes con cáncer de próstata metastásico viven significativamente más tiempo, según un gran ensayo clínico realizado por investigadores de SWOG Cancer Research Network, un grupo de ensayos clínicos sobre el cáncer financiado por el Instituto Nacional del Cáncer (NCI) de Estados Unidos.

En el trabajo, los expertos, cuyo trabajo ha sido publicado en ‘Journal of Clinical Oncology’, probaron la eficacia de un fármaco en estos pacientes, combinándolo con la terapia de privación de andrógenos en el brazo de investigación y comparó esa combinación con la terapia de privación de andrógenos.

Aunque el estudio no cumplió con el criterio principal de valoración de una mejora del 33 por ciento en la supervivencia general (SG), también mostró una mediana de SG sin precedentes de 70 meses en el grupo de control, la más alta jamás informada para estos pacientes en un grupo de terapia de privación de andrógenos no intensificada.

Supervivencia prolongada

Los investigadores concluyen que la razón principal de esta supervivencia prolongada, en comparación con estudios anteriores, son los tratamientos adicionales que prolongaron la vida que recibieron los pacientes después de completar el ensayo S1216.

Además, alrededor del 77 por ciento de los pacientes del brazo de control cuyo cáncer progresó recibieron un tratamiento adicional para prolongar la vida después de terminar la terapia de prueba, en comparación con el 61 por ciento en el brazo del fármaco.

"Estamos viendo el beneficio de los avances realizados en la terapia del cáncer de próstata avanzado en la última década, lo que ha dado como resultado mejoras sin precedentes en la supervivencia de los hombres con cáncer de próstata avanzado en general, lo cual es una gran noticia para nuestros pacientes", han dicho los expertos.