Gerentes y directivos de servicios de salud de diferentes comunidades autónomas han hablado de la “transformación” que ha impuesto la pandemia del coronavirus en el sistema sanitario, así como del “liderazgo” para impulsar todos los cambios necesarios. La gestión de la pandemia ha supuesto “un gran esfuerzo personal, profesional y emocional de todos los trabajadores del sector”, han dicho.

Esta idea la han defendido cinco gerentes o representantes de servicios de salud autonómicos que han participado en la segunda jornada del 22 Congreso Nacional de Hospitales y Gestión Sanitaria. Los promotores de este encuentro que se celebra en Málaga son la Sociedad Española de Directivos de la Salud (Sedisa) y la Asociación Nacional de Directivos de Enfermería (ANDE). Precisamente Jesús Sanz, presidente de ANDE, ha sido el moderador del debate.

Gerentes de Servicios de Salud

Jesús Vázquez Castro, director general del Proceso Integrado de Salud de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid, ha comentado que “los cambios suelen producir resistencias, y la COVID-19 ha impuesto unos cambios tremendos en todos los ámbitos asistenciales”. En la peor etapa de la crisis sanitaria, los profesionales han tenido que adaptarse a la situación, en ocasiones con muy poca información, y otras, con un exceso de datos, a veces contradictorios”.

“Hemos aprovechado todas las fuentes y las nuevas tecnologías, la consulta no presencial. Hemos puesto en marcha iniciativas impensables hace dos años. Tenemos nuevas formas de trabajo, y nos hemos dado cuenta de que necesitábamos una palanca para llevar a cabo el cambio”.

El líder es una persona con capacidad para influir en los demás para cambiar conductas y comportamientos. Es necesario profesionalizar esa figura para que el cambio y la transformación de un sistema pueda ser positiva”, ha dicho Vázquez Castro.

En su opinión, es el momento de hacer “un plan estratégico de consenso en España para analizar estas experiencias de éxito” que se han desarrollado en las respectivas comunidades.

Formación de directivos y gestores

José Flores Arias, gerente del Servicio Gallego de Salud (Sergas), ha destacado la necesidad de fomentar “la educación” no solo del personal sanitario, sino también de los directivos o gestores y también de los pacientes. “La comunicación suele ser uno de los puntos débiles de la organización de centros como los hospitales. En Galicia hemos intentado mejorar este aspecto, y hemos conseguido muy buenos resultados”.

“Durante la pandemia ha habido gente que ha dado un paso adelante para ejercer el liderazgo. Debemos tenerles en cuenta. Muchas veces los profesionales que se dedican únicamente a los procesos asistenciales también están haciendo gestión. Finalmente, todos representamos a la empresa en la que trabajamos”.

Respecto a la sostenibilidad del sistema, José Flores ha resaltado que Galicia ha apostado firmemente por las TIC, especialmente por la historia clínica digital. “En la pandemia hemos incorporado otras herramientas, como la videoconsulta”, ha añadido. También se ha referido a la consulta a domicilio, que se ha centrado no solo en el paciente con una patología crónica, sino también en el que tiene una dolencia aguda.

Profesionalización de la gestión sanitaria

“La profesionalización de la gestión sanitaria salva vidas”, ha sentenciado Miguel Ángel Guzmán Ruiz, director gerente del Servicio Andaluz de Salud (SAS). En el escenario de la pandemia, se han vivido “situaciones de incertidumbre”, ha definido. “Es cierto que llevamos muchos años pidiendo cambios en consonancia con la sociedad.

Transformación del sistema sanitario

“La transformación del sistema sanitario no es posible sin líderes, pero estos 1íderes necesitan formación y herramientas para hacerlo”, ha dicho María Amparo García Layunta, directora general de Asistencia Sanitaria de la Consejería de Sanidad Universal y Salud Pública de la Generalitat Valenciana.

“Las nuevas formas de gestión basadas en la innovación solo son posibles en entornos de modelos abiertos y colaborativos que propicien un intercambio del conocimiento. Para ello, es necesaria la formación del paciente, que también debe ser el promotor del cambio, junto con los trabajadores, los directivos y el resto de los actores sociales”.

“La transformación, los cambios y la innovación se realizan a través de modelos colaborativos y abiertos”, ha manifestado García Layunta. Dichos sistemas deben basarse “en formas de gestión del talento, en la diversidad del conocimiento. El objetivo es dar solución a problemas sanitarios complejos. Y todo ello, con el foco puesto en la sostenibilidad del sistema, con líderes formados y apoyados”.

“Las comunidades necesitamos estar bien financiadas para tener una sanidad sostenible”, ha concluido la directiva de la Comunidad Valenciana.

Formación de los líderes

“Reforzar y apostar por la formación de los líderes en habilidades y competencias”. Esta ha sido la propuesta realizada por José María Arnal, gerente del Servicio Aragonés de Salud, como “motor del cambio y transformación”. Esto se debe hacer “con una visión estratégica”.

Entre sus conclusiones, Arnal ha apuntado “aprender de las experiencias vividas en la propia autonomía, pero también en el resto de las comunidades. Este proceso puede ser muy enriquecedor”.

Otros elementos que ha mencionado para conseguir la transformación del sistema han sido “el trabajo en red” y “recuperar el sentimiento de pertenencia a la organización”.