El 10 por ciento de la población española mayor de 40 años padece enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC). Sin embargo, entre un 75 y un 80 por ciento de los pacientes no están diagnosticados. Es por ello que es importante conocer la enfermedad y su evolución. Y es que,  si se ponen medidas a tiempo, los pacientes pueden gozar de una buena calidad de vida. Con este objetivo se lanza la campaña #ParaVivirConAire. A través de experiencias personales, esta iniciativa pretende trasladar a la población general cómo es la vida de los pacientes con EPOC. Se trata de una colaboración entre la Federación Española de Pacientes Alérgicos y con Enfermedades Respiratorias (FENAER) y la compañía biofarmacéutica AstraZeneca.

Uno de los aspectos desconocidos de los pacientes con EPOC es la afectación de su salud mental. En concreto, se estima que más de uno de cada cuatro experimenta síntomas de ansiedad y depresión.

Mariano Pastor Sanz, presidente de FENAER, explica que el problema de fondo es que la EPOC sigue siendo una gran desconocida. “Por eso muchos pacientes no están ni diagnosticados ni tratados”. Además, los pacientes con EPOC a menudo se sienten muy solos. Es por ello que es necesario “un abordaje integral que incluya no solo los tratamientos farmacológicos, sino también la rehabilitación pulmonar y el apoyo psicológico”.

Pacientes con EPOC y salud mental

Las patologías mentales que más se asocian a la EPOC son la depresión y la ansiedad. Es fundamental trabajar para dotar al paciente de herramientas que le permitan convivir con la enfermedad de la mejor manera posible y evitar sus efectos psicológicos. Según los expertos,  cuando un paciente está bien educado puede afrontar la enfermedad de una forma más sana, incluso en tiempos de pandemia.

Una mala salud mental va a hacer que se acentúe mucho el deterioro clínico de los pacientes con EPOC. Por el contrario, una buena salud mental va a permitir que colabore mejor en los programas de rehabilitación y actividad física y aumente la adhesión a los tratamientos.