La digitalización en la industria de la salud (healthtech) se consolidará durante 2023, facilitando con ello la gestión hospitalaria y la atención médica a través de la tecnología.

La gestión hospitalaria apoyada en procesos digitales ha pasado de ser un factor diferenciador en el servicio a una necesidad básica de las instituciones.

Para Bionexo Latam, empresa que ofrece soluciones digitales para la gestión de procesos en salud, el 2022 marcó un avance en la forma de cómo las instituciones de salud planean sus operaciones.

Por ejemplo, entre estos cambios destacan tres tendencias que serán clave para consolidar la digitalización del sector salud:

  1. Medición del impacto de la digitalización. La inversión en tecnologías de la información se ha reflejado en gestiones administrativas más rápidas, eficientes y seguras.
  2. Alfabetización digital. Desde 2020 se ha visto un impulso por cursos de capacitación en el uso de herramientas digitales, desde las más básicas hasta los sistemas más avanzados, para que nadie se quede atrás.
  3. Tecnologías de la información aplicadas al gobierno corporativo. El sector salud debe ser punta de lanza en mantener gestiones transparentes, que den tranquilidad a todos los actores del sector.

 

Materializar la experiencia

El subdirector de Crecimiento de Operaciones Internacionales de Bionexo Latam, German Di Domenico, comentó que “la industria de la salud debe considerar al 2023 como un año de oportunidades”. Agregó que este año se espera que se materialice la experiencia reciente en digitalización con las necesidades de la humanidad en el futuro.

Bionexo Latam promueve la automatización de procesos en la gestión de compras y ventas para el abastecimiento del mercado de la salud. Con ello, puede aumentar la visibilidad y transparencia de la información para una toma de decisiones más rápida e inteligente.