Huelga y paros indefinidos de sanitarios en Cataluña a partir de marzo. Así lo ha anunciado la Mesa Sindical de Catalunya, que ha convocado una huelga para el 10 de marzo, así como paros indefinidos todos los lunes a partir del 15 de marzo, de dos horas para todos los turnos. Forman parte de esta Mesa los sindicatos USOC, Infermeres de Catalunya, CATAC-CTS-IAC, PSI Lluitem, COS y CGT.

Durante el anuncio de la convocatoria de paros, Christian Munné, de USOC, ha lamentado que los sindicatos mayoritarios no hayan respondido a la invitación para unirse a la convocatoria: “El inmovilismo no tiene explicación”, ha dicho. Los convocantes han elaborado un manifiesto en el que critican que la pandemia ha agudizado los problemas de la sanidad. Se ha pasado “de una situación precaria a una crítica”, han lamentado. En este contexto, como han alegado, los profesionales han sufrido una sobrecarga de trabajo que ha supuesto un déficit en la calidad asistencial a la ciudadanía.

Paros indefinidos de sanitarios en Cataluña

Los sindicatos han pedido transformar el sistema de salud pública. Han comentado también que los profesionales están “sometidos a una situación límite desde hace mucho tiempo”. A pesar de ello, por ahora no han visto “ninguna intención de mejora de su vida laboral”. Jaume Santángelo, de CATAC-CTS-IAC, ha defendido que el objetivo de la huelga es “recuperar derechos sociales, la parte económica y a los compañeros que se están esforzando para darle a la ciudadanía el trato que se merece”.

Se trata de una convocatoria amplia que incluye a distintos sectores como el de los profesionales del Servicio de Atención Domiciliaria, del transporte sanitario, de la atención a emergencias 061, los de las residencias y los sociosanitarios. Respecto a la evolución de la pandemia, Munné ha asegurado que llevan un año analizando cuál sería el mejor momento para hacer los paros. Han convenido que en marzo la situación de la tercera ola” ya les permitirá manifestarse, “siempre siendo responsables con la evolución de la pandemia”.

En la misma línea, Maribel Rodríguez, de la CGT, ha defendido que los convocantes tienen en cuenta la situación, que es “crítica”. A la vez, los sindicatos han valorado que “este es el momento” y que “tienen que escuchar las demandas de los ciudadanos y de los profesionales”.