"La  industria farmacéutica es uno de los sectores de mayor oportunidad para España, tanto en el terreno de la investigación como en el de la producción. Y, como ya hemos trasladado al Gobierno, estamos en condiciones de impulsar la producción industrial en nuestro país”. Esta es una de las ideas claves del coloquio mantenido sobre el "El presente y futuro de la producción de medicamentos en España".

En el encuentro, celebrado este viernes en el marco del XXI Encuentro de la Industria Farmacéutica Española en la UIMP de Santander con el apoyo de Farmaindustria, han participado Nabil Daoud, director general de Lilly España; Ignasi Biosca, director general de Reig Jofre, y Arantxa Catalán, directora de Public Affairs de Sanofi España, bajo la moderación de Javier Urzay, subdirector general de Farmaindustria.

El futuro Plan Estratégico de la Industria Farmacéutica, previsto por el Gobierno, debería ser el instrumento para articular el impulso a la fabricación de medicamentos en nuestro territorio”, ha aseverado Urzay.

“No solo por el impacto favorable en el crecimiento y la consolidación de compañías farmacéuticas estratégicas para España que fabrican medicamentos -necesarios siempre, y más en situaciones complejas, como ha sido palpable durante la pandemia-, sino también por las nuevas contrataciones, desarrollo e inversión que realiza cada una de las empresas asentadas en nuestro país, que podría verse multiplicado en un entorno favorable”, ha recalcado.

Economía

A juicio de los participantes, la industria farmacéutica jugará un papel crucial en la reactivación económica y social de España. “El sector se ha convertido en uno de los principales dinamizadores de la economía española, por sus niveles de producción, exportación, productividad y empleo de calidad”, han reconocido.

Según los datos ofrecidos, la exportación marcó en 2021 un récord histórico, con 17.076 millones de euros, lo que convierte al medicamento en el cuarto producto más exportado: representa el 5,4% de todas las exportaciones que realiza nuestro país.

seminario-farmaindustria en la IUMP

El XXI Encuentro de la Industria Farmacéutica Española en la UIMP fue de los más concurridos.

Exportaciones

De hecho, las exportaciones farmacéuticas suponen el 20,4% del total de estas operaciones en España de productos de alta tecnología, lo que convierte a esta industria, junto con la aeroespacial, en el sector más importante en este ámbito.

Por ello, han considerado que España cuenta con una base sólida industrial que le permitiría, con una estrategia adecuada, aumentar las capacidades de fabricación de medicamentos, lo que serviría para garantizar el abastecimiento de medicamentos estratégicos en nuestro país y mejorar la competitividad productiva de la industria farmacéutica a través de su capacitación en conocimiento, tecnología y digitalización.

Empleo

Además de las favorables repercusiones en materia de empleo y exportación, Urzay ha incidido precisamente en la seguridad de la población desde el punto de vista sanitario. Y es que la experiencia de la pandemia ha puesto de manifiesto la excesiva dependencia que tiene Europa de países asiáticos en la producción de principios activos y medicamentos esenciales.

“Se trata especialmente de medicamentos veteranos, ya sin protección industrial y sometidos en Europa a bajadas constantes de precio, lo que ha ido desplazando su producción a países como China e India, pero que siguen siendo muy valiosos para combatir muchas enfermedades”.

En este sentido, ha reconocido que las dificultades generadas durante la crisis sanitaria han planteado en Europa la necesidad de recuperar parte de esa producción como garantía ante situaciones de emergencia.

Urzay ha hecho especial hincapié en que España está en condiciones de responder a esa necesidad y ha destacado las fortalezas de las plantas de producción de nuestro país como los altos estándares de calidad de las fábricas a costes competitivos frente a otros países de la UE; la capacidad de adaptabilidad y flexibilidad; amplia presencia de tecnologías farmacéuticas avanzadas; disponibilidad de personal cualificado, y un alto nivel de inversión, entre otros factores.

Propuestas

En este sentido, ha señalado que “sería una gran pérdida de oportunidad no hacer una apuesta firme por reforzar el tejido industrial farmacéutico en España”, ha subrayado el subdirector general de Farmaindustria, que recordó que desde el sector se han presentado propuestas en este sentido a la Administración en los últimos años.

Precisamente, Farmaindustria tiene previsto presentar en los próximos días el Estudio de la implantación industrial del sector farmacéutico en España, un análisis en profundidad de las plantas de producción de medicamentos españolas, desde el número de empleados, tipo de producto o tamaño y digitalización de la planta hasta el volumen de negocio generado, nivel de inversión o impacto ambiental, anunció Urzay.

Darias en su intervención telemática en el seminario de Farmaindustria en la UIMP

La ministra Darias en su intervención telemática del jueves.

Plan Estratégico

La ministra de Sanidad, Carolina Darias, adelantó que el Gobierno de España, a través de los ministerios de Sanidad, Ciencia e Innovación e Industria, ya está trabajando en un nuevo Plan Estratégico de la Industria Farmacéutica que, entre otros, facilitará el desarrollo en campos como la innovación, el acceso o la sostenibilidad del sector

Así lo adelantó durante su intervención telemática en el XXI Encuentro de la Industria Farmacéutica Española en la UIMP en la jornada del jueves en Santander bajo el lema ‘La contribución de la industria farmacéutica a los desafíos de salud’.

Como explicó la ministra, el nuevo Plan Estratégico de la Industria Farmacéutica también supondrá un impulso a las cadenas de suministro y el refuerzo de las necesidades estratégicas del sector y contará con el apoyo de la futura Ley de Garantías y Uso racional de los Medicamentos y Productos Sanitarios que, al mismo tiempo, “va a mejorar sin duda el ecosistema farmacéutico en nuestro país.

En esta misma línea, Darias aseguró que España tendrá un papel clave en el impulso a la Estrategia Farmacéutica Europea durante la Presidencia española del Consejo de la Unión Europea, en el segundo trimestre de 2023.

Marco regulador

La Estrategia Farmacéutica Europea generará, según opinó, un nuevo marco regulador para el sector y se verá reforzada con las medidas incluidas por el Ministerio de Sanidad en el Componente 18 del Plan de Recuperación Transformación y Resiliencia, que buscan adecuar nuestro sistema de salud a las necesidades y desafíos en materia de política farmacéutica en España.

La ministra de Sanidad defendió  la necesidad de seguir reforzando el carácter estratégico de la industria farmacéutica y de emprender iniciativas que permitan facilitar el desarrollo del sector farmacéutico en nuestro país, asegurando el abastecimiento, la equidad en el acceso a los nuevos tratamientos y la sostenibilidad del sistema sanitario.

En este sentido, recordó algunas de las medidas que el Gobierno de España ha puesto en marcha para mejorar la prestación farmacéutica en nuestro país, como es el caso de la aprobación de la Red de Evaluación de Medicamentos en el SNS, la creación de herramientas como Valtermed, o el impulso dado a la financiación pública de medicamentos huérfanos, que alcanzó su máximo histórico el pasado 2021.

Vacunación

La ministra de Sanidad tuvo palabras de reconocimiento hacia la industria farmacéutica por su papel clave en la lucha contra la pandemia provocada por la COVID-19 y, especialmente, en el “éxito de país” que ha supuesto la Campaña de Vacunación en España.

Recordó que España es uno de los referentes mundiales en vacunación frente al SARS-CoV-2, con más de 95,6 millones de dosis administradas, un 92,8 % de la población mayor de 12 años con pauta completa, casi 26 millones de personas con dosis de recuerdo y con millones de dosis donadas a terceros países.