Ante las incesantes advertencias de cuidado con respecto al nuevo coronavirus, se han establecido las medidas preventivas que se deben tomar en estos momentos, como son la higiene de manos, taparse adecuadamente al toser o estornudar, evitar el contacto con personas que tengan síntomas gripales, el empleo de la vacunación contra la influenza, mejorar hábitos dietéticos, y farmacológicamente se puede utilizar inmunomoduladores que refuercen nuestro sistema respiratorio y rechacen la probabilidad de infecciones respiratorias, aseguró el especialista Dr. Gerardo López, alergólogo e infectólogo pediatra, miembro de la Academia Mexicana de Pediatría (AMP).

Inmunoestimulantes como Adimod (Pidomitod) tienen una acción preventiva reforzando el sistema respiratorio ante diferentes tipos de virus, bacterias y hongos, rechazando la probabilidad de infecciones respiratorias. Actúa tanto en la respuesta adaptativa como en la innata con la finalidad de inducir maduración de distintas líneas celulares que usualmente se encuentran deficientes en los procesos infecciosos.

Se relaciona con una resolución más rápida de los cuadros infecciosos, prevención de recurrencias, menor requerimientos de medicamentos para la enfermedad de base y retorno a las actividades cotidianas en menos tiempo. Reduce 44% la severidad de la sintomatología y 22% las infecciones de vías aéreas. Estos beneficios conducen a un estado de salud libre de infecciones respiratorias durante un mayor tiempo, impactando positivamente en la sociedad y en los sistemas de salud, ha señalado el especialista.

Los síntomas del coronavirus son similares a los de una gripe y se complican con neumonía en algunas personas. Existen factores de riesgo para generar este tipo de complicaciones, agregó el especialista, como son: altos niveles de contaminación ambiental, hacinamiento, malos hábitos higiénicos y enfermedades preexistentes como alergias, diabetes, obesidad, entre otras.

Ante esta situación, la OPS/OMS alienta a los Estados Miembros a fortalecer las actividades de vigilancia para detectar cualquier evento inusual de salud respiratoria. Los profesionales de la salud deben estar informados acerca de la posibilidad de la aparición de una infección causada por este virus y las acciones a implementar en caso de un caso sospechoso.

Hay que recordar, finalizó el Dr. López, que no hay un tratamiento específico para los coronavirus, solo se indican medicamentos para aliviar los síntomas, sin embargo, podemos protegernos y prevenir, “si presenta síntomas de enfermedad respiratoria con datos de alarma, como dificultad para respirar, acuda a recibir atención médica”.

Durante la conferencia, se contó con la participación del Dr. David A. Mendoza Hernández, alergólogo pediatra miembro del Consejo Mexicano de Pediatras Especialistas en Inmunología Clínica y Alergia (COMPEDIA).