El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, solicitará al Gobierno central revisar los criterios de designación de centro para el Plan para el Abordaje de las Terapias Avanzadas en el Sistema Nacional de Salud de los medicamentos CAR-T, teniendo en cuenta que la región cuenta con siete centros de alta complejidad que pueden realizar esta función. Esos centros hospitalarios que, en opinión del consejero pueden desplegar la terapia CART, tanto para pacientes madrileños como de otras autonomías, son La Princesa, La Paz, Ramón y Cajal, 12 de Octubre, Gregorio Marañón y Niño Jesús.

Así lo ha manifestado durante el encuentro informativo ‘Terapias CAR-T: avanzando juntos’, organizado por Europa Press con la colaboración de Novartis Oncology.

Considerando que los hospitales de la región cuentan con altos criterios de calidad y todos los requisitos para desplegar este tipo de medicina personalizada, el consejero ha anunciado que planteará al Ministerio la revisión de los criterios de designación para que a principios de octubre se incluyan más hospitales madrileños además de los ya designados. En concreto, fueron seleccionados el Gregorio Marañón para para el tratamiento de pacientes adultos con linfoma difuso de células grandes B (LBDCG) recidivante o refractario o con leucemia linfoblástica aguda (LLA) de células B refractaria,  y el Hospital Niño Jesús para el tratamiento de pacientes pediátricos con leucemia linfoblástica aguda de células B refractaria. Por su parte, el Hospital Universitario La Paz ha sido elegido como centro adicional en Pediatría en el caso de que la actividad sobrepase a los centros que están designados.

Ruiz Escudero ha recordado que en la comunidad madrileña ya han sido tratados siete pacientes con terapia CAR-T y ocho están a la espera de recibir tratamiento, y ha señalado el inicio de un tratamiento de terapia celular pionero en Europa para pacientes con lesión medular.

Además de recordar que la Comunidad dispone de una unidad de terapias avanzadas y una estrategia regional específica sobre este campo, el consejero ha subrayado que “Madrid debe y quiere estar en la primera línea” a la hora de desplegar las terapias CAR-T.

En palabras del consejero de Sanidad, Madrid, junto a Cataluña, es la región con más centros nacionales de referencia dentro del Sistema Nacional de Salud, con un total de 86, que completan una red de investigación, universidades y empresas farmacéuticas y biotecnologías.

Coste

Según Ruiz Escudero, Madrid asume dentro de su presupuesto las terapias CAR-T de residentes madrileños, y en el caso de pacientes derivados de otras autonomías, serán sus comunidades de origen las que luego abonen el coste de esos tratamientos.

Un coste medio que, según ha apuntado, ronda los 300.000 euros que, sumados al proceso asistencial, se elevan a 500.000 euros.