La consejera de Sanidad del Gobierno de las Islas Baleares, Patricia Gómez Picard, considera necesaria una mayor inversión en Sanidad que parta de «medidas estructurales». Unas medidas como es la aprobación del techo de gasto de 2019 y el incremento presupuestario que, de 2015 a 2019, «es de un 32 por ciento, algo más de un millón de euros».

Durante su participación en los Desayunos Socio-Sanitarios organizados por Europa Press, la consejera balear ha señalado que su primer análisis al llegar al gobierno en 2015 fue recuperar la confianza en la Sanidad pública. «Todos tenemos la responsabilidad de cuidar la Sanidad pública de este país», y muestra su repulsa hacia el RD 16/2012: «nadie ha demostrado que expulsando a ciudadanos del sistema, o el copago, sea sostenible».

«Con la crisis tuvimos una excelente oportunidad para tomar medidas estructurales, pero el Ejecutivo de Rajoy lo que hizo fue políticas de ajustes», explica.

«La salud es un derecho», ha recalcado, y en este sentido ha especificado que durante la primera parte de la legislatura, el Gobierno sanitario balear se centró en recuperar la universalidad, eliminar el copago de la tarjeta sanitaria y ampliar el horario de los centros de salud.

Otra de las medidas realizadas que ha señalado es el plan de choque para las listas de espera. «Somos la Comunidad que espera menos de dos meses para una consulta, la media es de 32 días, y similar es la lista quirúrgica, pero no es suficiente», incide.

Asimismo, ha destacado que cuentan en las Islas Baleares con un modelo de atención a la cronicidad distinto, asunto que supone un reto para todo el Gobierno. «Hay que identificar a toda la población crónica para tenerla en el radar y que estén el máximo tiempo en el domicilio», apunta.

Reto: la estabilidad en el empleo

Gómez Picard ha hecho hincapié en que tiene como un gran reto la estabilidad en el empleo. «El 50 por ciento de nuestra plantilla es interina», lo cual se va a abordar «con una oferta de 5.000 plazas».

Otras medidas de gestión para Gómez Picard son pasar de la medición cuantitativa a la cualitativa. «Hay que invertir en lo necesario y desinvertir en lo que no aporta valor. Y, por otro lado, «nos gustaría que viera la luz la ley contra el consumo de alcohol en menores». En referencia al desarrollo de la futura ley autonómica de consumo de alcohol, la consejera ha comentado que están barajando la posibilidad de convalidar las sanciones económicas a los padres cuyos hijos menores de edad consuman alcohol por cursos de formación a los menores.

También, la consejera balear apuesta por impulsar más campañas en salud pública. «Necesitamos un replanteamiento en España en impulsar más medidas en salud pública», ha incidido.

Apuesta por un Pacto de Estado por la Sanidad

Por último, Gómez Picard ha destacado la importancia de conseguir un Pacto de Estado por la Sanidad que siente «las bases» del sistema sanitario, que el Ministerio sea el motor generador de sinergias entre las comunidades y tener un sistema de financiación estable que cubra las necesidades.