El consejero de Sanidad, Antonio María Sáez Aguado, ha ofrecido en rueda de prensa los datos de listas de espera correspondientes al primer trimestre de 2018, aportando que el número de pacientes en lista de espera en Castilla y León ha bajado un 10 por ciento en marzo con respecto al último año.

En concreto, la lista ha descendido en 2.901 personas, hasta situarse en 26.160 (había 29.061 el año anterior), mientras que la demora media ha bajado en once días, desde 84 a 73, lo que supone un 13 por ciento menos.

Tal y como ha declarado Sáez Aguado a Europa Press, lo más relevante de estas cifras es que se mantiene que todos los pacientes con dolencias calificadas como prioridad clínica 1 habían sido intervenidos en un plazo inferior a 30 días en la citada fecha, con una espera media de doce días.

Otro dato que ha destacado es la tasa por cada 1.000 habitantes, que se sitúa en un promedio de 11,1, dos puntos por debajo de la media nacional en junio de 2017, según últimos datos del Ministerio de Sanidad, que es de 13,43.

Diferencias por hospitales y especialidades

Disgregando los datos por especialidades, el mayor tiempo medio de espera es en Cirugía Plástica, con 107 días (1.161 pacientes), Traumatología (98 días y 7.783 pacientes), Cirugía Maxilofacial (83 días y 192 pacientes),  mientras que las cifras más bajas están en Cirugía Cardiaca (42 y 91), Cirugía Torácica (19 días y 58 pacientes) y Dermatología (19 y 174, respectivamente).

Por hospitales, el que mayor tiempo medio de espera acumula es el de Salamanca, con 112 días, también con el mayor número de pacientes, un total de 5.325. En el lado contrario de la lista se sitúa el Complejo Asistencial de Palencia (33 y 950, respectivamente). Sobre estas diferencias, Sáez Aguado ha explicado que responden a diversas razones como el número o complejidad de las especialidades que tratan.