La Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG), en un intento de conocer la realidad de la prevalencia de la COVID-19 en nuestro país, y en concreto entre los sanitarios,  ha decidido dar su aval y colaborar con dos iniciativas que “aportan valor al conocimiento del comportamiento de la pandemia entre los profesionales sanitarios y que nos ayudarán a comprender y combatir esta crisis sanitaria”, tal y como afirma Pilar Rodríguez Ledo, responsable de Investigación de la sociedad médica.

Actualmente, las cifras oficiales apuntan a una prevalencia de la COVID-19 del  15 por ciento entre personal sanitario, lo que parece contradecir la realidad que viven los propios clínicos en su entorno laboral, donde las dificultades del personal sanitario para hacerse test y pruebas diagnósticas están impidiendo que se puedan cuantificar los datos de forma verídica.

Dos iniciativas a tener en cuenta

Para conocer de primera mano cuáles son los datos reales, la SEMG ha dado su apoyo a dos iniciativas. La primera de ellas es la Encuesta sobre la prevalencia de la COVID-19 en el entorno sanitario, llamada CovidEnSalud, respaldada, además de por la SEMG, por otras plataformas sanitarias de ámbito nacional con el asesoramiento de César Serrano García, facultativo del Servicio de Oncología Médica del Hospital Universitario Vall d’Hebron de Barcelona.

Los objetivos de la encuesta CovidEnSalud son obtener una instantánea de los sanitarios en España que han estado o están contagiados mediante el empleo de la definición de caso probable; determinar cómo evoluciona el número de sanitarios contagiados por SARS-CoV-2 en España durante la epidemia para detectar precozmente posibles áreas en peligro; e instar a los organismos oficiales a que desarrollen urgentemente herramientas similares, pero más profesionalizadas, con el fin de dar cobertura a los profesionales sanitarios y garantías a la población.

La otra iniciativa que ha decidido apoyar la SEMG es la denominada Escudo Sanitario impulsada por Rubén Pérez-Mañanes, cirujano ortopédico oncológico en el Hospital Gregorio Marañón de Madrid que, con el inicio de la pandemia de COVID-19, decidió sacar adelante la aplicación móvil hecha por y para sanitarios, en la que notifiquen su estado de salud, si están contagiados por coronavirus, si tienen acceso al material EPI, si están en periodo de cuarentena o aislamiento, y otras variables como el riesgo y la fatiga que sufren.

El objetivo es contar con un mapa real de la situación de estos profesionales y los centros sanitarios más afectados por la pandemia, a través de datos aportados voluntariamente por los profesionales, respetando su anonimato.

Asimismo, la SEMG seguirá desarrollando y avalando iniciativas diversas que nos aporten cual es la realidad de esta pandemia de transmisión comunitaria, “que precisa para su correcto abordaje de profesionales provistos de las condiciones adecuadas de protección, así como de los test que evidencien la situación epidemiológica del conjunto de la población, por una parte, y de sus profesionales, por otra, para atender con seguridad a todos aquellos que precisan de nuestros servicios”, concluye Pilar Rodríguez Ledo.