La vacunación contra la COVID-19 reduce la transmisión del virus de una persona a otra. Así lo ha demostrado una investigación del Instituto Nacional de Salud Pública y Medio Ambiente de Países Bajos. Las principales conclusiones se han recogido en el artículo Vaccine effectiveness against SARS-CoV-2 transmission and infections among household and other close contacts of confirmed cases, the Netherlands, February to May 2021, publicado en la revista ‘Eurosurveillance’.

La vacuna protege contra la enfermedad causada por el SARS-CoV-2, si bien personas vacunadas pueden infectarse con el coronavirus. Los estudios anteriores generalmente demostraban esta conexión a través de pruebas indirectas. Este nuevo estudio ha revelado ahora que la transmisión del virus es significativamente menor tras la vacunación a través de datos directos de rastreo de fuentes y contactos.

Un 71% menos de probabilidades

El estudio demostró que las personas que vivían en el mismo hogar de personas totalmente vacunadas tenían un 71% menos de probabilidades de infectarse que los miembros del hogar de personas no vacunadas. Entre las personas que se contagiaron tras la vacunación parcial (al menos dos semanas después de la primera inyección de la vacuna de Pfizer, AstraZeneca o Moderna), se infectó un 21 por ciento menos de miembros del hogar en comparación con los miembros del hogar de personas no vacunadas.

Los resultados de la investigación también mostraron que si alguien en el hogar daba positivo, los miembros del hogar totalmente vacunados de esa persona infectada tenían un 75% menos de probabilidades de infectarse que los miembros del hogar no vacunados.

Esta cifra es ligeramente inferior a la protección tras la vacunación en los estudios de toda la población. Los autores han apuntado la posibilidad de que los miembros del hogar de los individuos infectados estén expuestos a altos niveles de partículas del virus.

Protección global

El estudio ha demostrado que la vacunación protege a la persona inoculada, pero también ayuda a proteger a quienes le rodean. “En este contexto, es muy importante completar el calendario de vacunación. Si te infectas incluso después de la vacunación completa, debes autoaislarse para proteger a las personas de tu entorno”, han indicado los autores del estudio.

La investigación se ha realizado con datos de febrero a finales de mayo de 2021. En esta época la variante Alfa era la que dominaba en los Países Bajos. En los próximos meses, este centro repetirá la investigación con datos de la variante Delta del coronavirus.