Las pruebas de imagen más habituales en los grandes torneos deportivos son las ecografías y resonancias magnéticas. Aunque en general no hay un patrón claro sobre la frecuencia de lesiones, suelen hacerse entre 5-10 pruebas al día. Por lo que el papel del radiólogo es clave en los grandes torneos, ya que las pruebas de imagen son imprescindibles para diagnosticar y se hace todo en tiempo real, según el Dr. Ara Kassarjian, médico de torneos de tenis, especialista en radiología musculoesquelética del Elite Sports Imaging y experto de la Sociedad Española de Radiología Médica (SERAM).

“La integración del radiólogo sub-especializado en lesiones deportivas en el equipo médico del torneo asegura un diagnóstico preciso, algo imprescindible para decidir el tratamiento adecuado en los deportistas de élite. Si el diagnóstico es erróneo, el tratamiento no va a ser eficaz. Además, en ciertos casos, las intervenciones guiadas por imagen (ecografía, fluoroscopia, Tomografía Computarizada) forman parte del tratamiento de una lesión", explica el Dr. Kassarjian.

Lesiones más comunes

En los grandes eventos se detectan todo tipo de lesiones. Las lesiones agudas suelen ser lesiones musculares (incluyendo lesiones, miotendinosas, miofasciales etc.). Más esporádicamente se dan lesiones articulares y ligamentosas agudas. Las lesiones subagudas y crónicas pueden ser lesiones musculares, tendinosas, ligamentosas, articulares y, raramente, nerviosas.

Las lesiones habituales están muy ligadas al tipo de deporte, siendo las lesiones agudas más comunes en el tenis las musculares de los gemelos, el soleo, los isquiosurales, los aductores, los cuádriceps, los abdominales, y los oblicuos. Dentro de las lesiones tendinosas más comunes en el tenis están las subagudas y crónicas, que son las del tendón flexor común (codo) y del manguito rotador (hombro). También es muy común el dolor cubital que puede ser relacionado con el fibrocartílago triangular, el tendón del extensor cubital del carpo, y/o los ligamentos cubito-carpianos.

En el fútbol las lesiones más comunes son también las lesiones musculares, especialmente los isquisurales, los aductores, y los cuádriceps. Y en el baloncesto, aunque las lesiones musculares son comunes, hay más lesiones ligamentosas/articulares que en el tenis.