Un estudio realizado en 14 hospitales de nivel secundario / terciario en Hanoi, Vietnam, ha comparado la eficacia de las mascarillas de tela con las mascarillas médicas en los trabajadores de la salud a nivel hospitalario.

En la investigación participaron 1607 trabajadores sanitarios del hospital con edades ≥18 años que trabajan a tiempo completo en salas seleccionadas de alto riesgo.

Las salas del hospital se asignaron al azar a: mascarillas médicas, mascarillas de tela o un grupo de control. Los participantes usaron la máscara en cada turno durante 4 semanas consecutivas.

Se midieron tres parámetros: Enfermedad respiratoria clínica (IRC), enfermedad similar a la influenza (ILI) e infección por virus respiratorio confirmada por laboratorio.

Los autores del estudio informaron que las tasas de todos los resultados de infección fueron más altas en el brazo de la mascarilla de tela en comparación con el brazo de la mascarilla médica. Las mascarillas de tela también tuvieron tasas significativamente más altas de ILI en comparación con el brazo de control. La penetración de las mascarillas de tela por partículas fue casi del 97% y las mascarillas médicas del 44%.

Los resultados advierten contra el uso de mascarillas de tela. Este es un hallazgo importante para la salud y seguridad en el trabajo. La retención de humedad, la reutilización de las mascarillas de tela y la filtración deficiente pueden aumentar el riesgo de infección.

Los investigadores concluyen que se necesita más investigación para informar del uso generalizado de mascarillas de tela a nivel mundial. Sin embargo, como medida de precaución, las mascarillas de tela no deben recomendarse para los trabajadores sanitarios, particularmente en situaciones de alto riesgo.