Los convocantes de la huelga de AP y pediatras de Galicia este 27 y 28 de noviembre -la segunda convocatoria autonómica tras el 19 de junio y la tercera en el área de Vigo de este año- dan de plazo la primera quincena de diciembre para ver medidas implantadas en las consultas, mientras que el Sergas les ofrece diálogo a través de los grupos de trabajo.

El gerente del Sergas, Antonio Fernández-Campa, ha insistido, tras las críticas por la ausencia de contactos por parte de los convocantes del paro, en que dialogan “con todo el mundo”. “Si quieren un diálogo con nosotros, no hay ningún problema”, ha afirmado. No obstante, ha enmarcado ese diálogo en los grupos de trabajo para el desarrollo de medidas para mejorar la Atención Primaria en Galicia. “No podemos obligar a participar en los grupos de trabajo”, ha señalado, para añadir que “si alguien se quiere incorporar, no hay ningún problema”.

Frente a ello, el portavoz de la Asamblea de Áreas Sanitarias de Galicia, Alberto García, de Vigo, ha manifestado que “el día 4 (de diciembre) presentan los grupos de trabajo sus conclusiones”. Por ello, los convocantes de la huelga creen que “tiene poca lógica” sumarse ahora a ellos, por lo que optan por ver “cómo el Sergas es capaz de incardinar esas conclusiones del grupo de expertos”. Por ello, le conceden la primera quincena del próximo mes para comprobar qué llega a las consultas.

Como primera medida, si no mejora la situación en los centros de salud, Alberto García ha avanzado que en el área de Vigo abandonarán la docencia de residentes de primer año.

“Necesitamos recursos humanos; médicos trabajando con nosotros”, reivindican, para señalar el “aumento de las plazas estructurales” para que los centros de salud “puedan autogestionar su centro con un mínimo de recursos” que, aseguran, ahora “no tienen”.

Ante estas críticas y después de que los convocantes de la huelga asegurasen que en las consultas las únicas medidas que han llegado ha sido impresoras nuevas, el gerente del Sergas ha incidido en que “verán ecógrafos, escáneres y mucho equipamiento electromagnético y mobiliario”. “Se está comprando e instalando”, ha abundado.

Asimismo, Campa ha incidido en las medidas implementadas en materia de recursos humanos, con nuevas plazas de profesionales sanitarios para 2019 y 2020 que irán “a los centros que las necesiten”. “Hay muchas medidas tomadas y otras en el ámbito de la gestión”, ha subrayado para asegurar que “están empezando a dar frutos”.

En concreto, ha destacado que se trabaja en “implantar un sistema para la sobredemanda” que se produce con las urgencias en los centros de Primaria. “Se está definiendo un modelo de atención de esa sobredemanda”, ha avanzado, ya que este nivel asistencial “tiene una atención continuada”.