La Consejería de Sanidad de Valencia ha sido condenada a indemnizar a los médicos por la desprotección con que enfrentaron la primera oleada de la pandemia. Así lo ha hecho saber el Juzgado de lo Social Nº 5 de Alicante. El mismo ha dado la razón al Sindicato Médico de la C. Valenciana CESM-CV en su sentencia. A este respecto, desde CESM-CV, han expresado su satisfacción por la misma.

En concreto, la misma dicta que la Consejería de Sanidad de la Generalidad Valenciana tiene la obligación, en aplicación de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, frente a sus trabajadores, de adoptar medidas y medios de protección tanto colectivos como individuales.  Es por ello que considera que se infringió dicha obligación desde el conocimiento que se tenía de la existencia de una pandemia de COVID-19.  Especialmente, desde la declaración del estado de alarma, acordado por RD 463/20 de 14 de marzo de 2020.

Consecuencias de la desprotección de los sanitarios

Ante la desprotección que sufrieron los sanitarios, la sentencia establece una serie de indemnizaciones. Así, la sentencia establece diferentes cuantías según las diferentes situaciones. A saber: 5.000,00 euros para cada uno de los trabajadores que fueron forzados a trabajar sin elementos de protección adecuados. Por otra parte, un total de 15.000,00 euros para cada uno de los trabajadores que fueron objeto de aislamiento por contacto con afectados de Covid-19.

Asimismo, la cifra asciende a 35.000,00 euros para cada uno de los trabajadores que se contagiaron de Covid-19 pero no precisaron ingreso hospitalario. Por último, será de 49.180,00 euros para cada uno de los trabajadores contagiados de Covid-19 y que precisaron ingreso hospitalario.

Más allá de las sanciones económicas, la sentencia recuerda las medidas a tomar de aquí en adelante. De esta forma, recuerda la necesidad de dotar a los profesionales de los medios de transporte y protección individual en la atención domiciliaria, sea en jornada ordinaria o en atención continuada. También de dotar al personal de los equipos de protección correspondientes. Estos debes estar compuestos, al menos, por soluciones hidroalcohólicas, batas impermeables, mascarillas FPP2, FPP3, gafas de protección, calzas específicas, guantes y contenedores grandes de residuos.