El aneurisma aórtico abdominal es una enfermedad que se caracteriza por la dilatación de la aorta abdominal. Generalmente se caracteriza por la acumulación de colesterol y células inmunitarias en la pared aórtica, que desencadenan una respuesta inmune-inflamatoria. Por ello, las lipoproteínas de alta densidad (HDL) juegan un papel clave al prevenir esta acumulación de colesterol en células inmunitarias (principalmente en macrófagos) en la pared arterial.

A este respecto, un nuevo estudio publicado en Journal of Clinical Medicine ha demostrado la presencia de anticuerpos circulantes frente a las lipoproteínas de alta densidad en pacientes con aneurisma aórtico abdominal.

En concreto, investigadores de la Universidad de Oviedo, del CIBER de Enfermedades Cardiovasculares (CIBERCV) en el Instituto de Investigaciones Sanitarias Jiménez Díaz, y del CIBER Diabetes y Enfermedades Metabólicas Asociadas (CIBERDEM) en el Institut d’Investigacions Biomèdiques (IIB) Sant Pau, sugieren que los niveles de estos anticuerpos anti-HDL podrían tener un valor potencial como biomarcador diagnóstico y pronóstico. Además, apuntan a que la respuesta inmunitaria frente a las HDL podría ser un mecanismo patogénico clave en la evolución de esta enfermedad de los vasos sanguíneos.

Los resultados obtenidos demostraron un aumento en los niveles de estos anticuerpos anti-HDL en plasma de pacientes con aneurisma aórtico abdominal de forma independiente a factores de riesgo. Asimismo, los anticuerpos anti-HDL se asociaron negativamente con los niveles de colesterol HDL y positivamente con el tamaño de la aorta, un marcador que se usa para seguir la evolución de estos pacientes. Ambos resultados apuntan al valor potencial de este indicador como biomarcador tanto de diagnóstico como de pronóstico de esta enfermedad vascular

Investigaciones previas

Respecto a la evidencia científica existente, estudios previos de los grupos del CIBERCV y CIBERDEM  ya habían demostrado que los niveles bajos de colesterol HDL se asociaban a la presencia de aneurisma aórtico abdominal y que existían formas modificadas de HDL en la pared aneurismática.

Sin embargo, los mecanismos exactos que conducen a la disminución de los niveles de HDL seguían siendo desconocidos. Por otro lado, el equipo investigador de la Universidad de Oviedo había demostrado previamente la presencia de anticuerpos generados frente a las HDL (anti-HDL) en diversas enfermedades autoinmunes.

Este nuevo trabajo, apoyado asimismo por la Fundación “la Caixa”, puso el foco en investigar la presencia de los anticuerpos anti-HDL en pacientes con aneurisma aórtico abdominal y su posible asociación con las características clínicas de esta enfermedad. Para ello, se analizaron los niveles circulantes de anticuerpos dirigidos frente a las HDL (anti-HDL) en plasma y tejidos de 488 pacientes diagnosticados de aneurisma aórtico abdominal y 184 controles sanos.