Tras darse a conocer el nombre de Salvador Illa como nuevo ministro de Sanidad, diferentes sindicatos sanitarios han querido mostrar, al igual que el resto del sector sanitario, su sorpresa al respecto, y su preocupación porque el nuevo equipo ministerial siga en la línea de trabajar todos los problemas pendientes de los profesionales sanitarios.

De esta forma, el secretario general de la Federación de Sanidad y Sectores Sociosanitarios de CC.OO, Antonio Cabrera, mostraba su sorpresa ya que Illa “no conoce mucho la Sanidad”, aunque pedía paciencia, ya que “habrá que esperar al equipo que forma y a sus proyectos”. A pesar de esta circunstancia, ha mostrado su confianza en que siga el acuerdo programático firmado por PSOE y Unidas Podemos, que “incluía bastantes de las cuestiones” que defendía el sindicato.

Asimismo, Cabrera ha pedido a Illa que ponga “normalidad” en el ámbito de negociación con los sindicatos, que lleva sin reunirse durante un año. “Es importante el papel de las organizaciones sindicales. Hay muchísimos temas pendientes en materia laboral, incluso cosas comprometidas acordadas ya con el Gobierno del PP”.

En esta misma línea, la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha reclamado al nuevo ministro de Sanidad, Salvador Illa, un “impulso político” al Sistema Nacional de Salud (SNS) para que se apliquen medidas urgentes frente al déficit actual de profesionales y acabar con las altas tasas de temporalidad en el empleo.

En concreto, CSIF demanda al nuevo equipo que promueva y coordine ofertas de empleo público anuales para combatir la alta precariedad laboral en el SNS. Igualmente, recuerdan otras medidas pendientes como la homologación retributiva entre las diferentes comunidades autónomas; la jubilación anticipada, parcial y voluntaria; la planificación ante situaciones de déficit de personal en especialidades y zonas de difícil cobertura y que se potencie la atención primaria, como vía de acceso a la asistencia sanitaria.

Por parte del  los sindicatos de Enfermería, representados por Satse han pedido que el nuevo equipo de Salvador Illa priorice el desarrollo de actuaciones y políticas que mejoren las condiciones laborales y profesionales de las enfermeras, además de aprovechar su “talento y potencial” para mejorar el Sistema Nacional de Salud.

El apoyo del PSC

Por su parte, el primer secretario del PSC, Miquel Iceta, ha celebrado en sus redes que el secretario de Organización del PSC, Salvador Illa, vaya a ser el nuevo ministro de Sanidad. Así, Iceta ha explicado que su primer regalo al futuro ministro será el libro ‘La construcción de un éxito. Así se hizo nuestra sanidad pública’, de Juli de Nadal. Todo en ello en una muestra de seguir siendo fieles al legado del ministro asesinado por ETA, Ernest Lluch, que fue responsable de la cartera de Sanidad.

Asimismo, la presidenta de la Diputación de Barcelona y alcaldesa de L’Hospitalet de Llobregat (Barcelona), Núria Marín, ha celebrado el nombramiento del secretario de Organización del PSC, Salvador Illa, como ministro: “La sanidad pública estará en las mejores manos posibles”.