Redacción. Madrid.- Las organizaciones sindicales de la Sanidad privada en la Comunidad de Madrid, UGT, CC.OO. y SATSE, han ratificado la huelga convocada en el sector desde la noche del día 11 de marzo hasta la mañana del día 13, después de que la patronal no acudiera a una reunión con representantes de los sindicatos y del Instituto Laboral de la Comunidad de Madrid.

Según informa un comunicado de SATSE, el objetivo de la reunión no era otro que intentar buscar puntos de encuentro sobre el convenio colectivo, con el fin de, si el resultado era positivo, parar la huelga. De seguir sin llegar a acuerdo, estaba previsto dejar fijados en esta reunión los servicios mínimos para la huelga.

Sin embargo, la reunión, según el sindicato, no se ha podido celebrar ante la no comparecencia de la Patronal, dejando "plantados" a los representantes de SATSE, CC.OO. y UGT y al presidente del Instituto Laboral de la Comunidad, Mariano López de Ayala, a la directora gerente de este Instituto, Encarnación Cazorla, y a los vocales del mismo, Amparo López, Rafael Franche y José Antonio Moinelo.

La Patronal ha obviado la reunión sin causa justa. Con ello, apunta SATSE, demuestra la falta de voluntad por llegar a un consenso con sus trabajadores, lo que igualmente evidencia la falta de interés que muestra hacia los mismos y sus condiciones de trabajo.

La huelga, por lo tanto, es "inevitable" a pesar de los esfuerzos por llegar a un acuerdo. Las medidas de presión se radicalizarán, apuntan los delegados de SATSE en la Sanidad privada madrileña, hasta que los empresarios reaccionen de una vez por todas. "La Patronal no volverá a olvidarse de sus trabajadores, la huelga le hará cambiar de postura", finalizan.

Retribuciones de los inspectores sanitarios

Por otra parte, más de 200 inspectores sanitarios del antiguo Insalud transferidos a la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid. (inspectores médicos, inspectores farmacéuticos y subinspectores), que van a ser los encargados de la puesta en marcha y funcionamiento de las Agencias Sanitarias prevista en la Ley de Ordenación Sanitaria de la Comunidad de Madrid (Loscam), se van a ver mejoradas sus retribuciones tras el principio de acuerdo alcanzado entre CESM-Madrid y responsables de la Consejería.

El cuerpo de inspectores sanitarios, funcionarios del antiguo Insalud, no había encontrado todavía el acomodo adecuado a su preparación en la estructura de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid. Tras definirse que su área de actuación van a ser las Agencias Sanitarias, que según prevé la LOSCAM son el principal soporte de atención al ciudadano que permitirá paliar las posibles deficiencias del sistema sanitario de forma rápida y eficiente, estaba pendiente una homologación retributiva acorde a las nuevas responsabilidades. Ese ha sido, en esencia, el tema abordado en la reunión celebrada, a la que por parte de la Consejería han asistido Federico Plaza, viceconsejero de Ordenación Sanitaria. Fidel Illana, director general de Aseguramiento, y Manuel Molina, director general de Calidad. y por parte de CESM Madrid: Carlos Amaya, secretario general del sindicato y los inspectores médicos Manuel Coca y Santiago Sevilla.