Un total de 30.663 profesionales sanitarios se han contagiado de Covid-19 en España, según datos de este domingo, cuando el total de infectados ascendía a 195.944 casos positivos registrados. Así lo ha indicado Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, quien ha añadido que la cifra de profesionales sanitarios fallecidos “no está disponible en este momento”.

Fernando Simón, que ha compareció junto con el comité técnico de seguimiento diario del coronavirus, apuntó que la cifra diaria de muertos en España por coronavirus había caído hasta los 410, una significativa bajada de 155 personas con respecto a los datos del sábado, según el último balance oficial del Ministerio de Sanidad. Además se trata del registro más bajo desde hace casi un mes: el 22 de marzo se registraron 394 fallecidos. No obstante, los datos ofrecidos en fin de semana pueden sufrir algunos retrasos.

En total, 20.453 personas han fallecido por Covid-19 en España hasta este domingo, con un incremento del 2 por ciento respecto al día anterior. Este incremento de fallecidos, según ha explicado Simón, representa la transmisión de enfermedad de hace 10-15 días. "Son fallecidos, siempre es triste, pero el dato incita a la esperanza. Tenemos que tener mucho cuidado al ser fin de semana, pero los datos realmente incitan a la esperanza", ha celebrado.

Respecto a las cifras totales, Fernando Simón ha recordado que durante el fin de semana “siempre hay un pequeño retraso de notificación que se suele observar los martes”. “Es una cifra que nos incita a la esperanza, ese incremento de fallecidos ha sido del 2 por ciento”, ha comentado.

Respecto a los pacientes hospitalizados e ingresados en Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), “también están en la línea descendente”, con un incremento del 1,3 por ciento de hospitalizados y del 1,4 por ciento de ingresados en UCI. En este sentido, ha concretado que una comunidad autónoma “representa más del 50 por ciento de los nuevos casos de UCI”. Estos datos “siguen esa tendencia descendente” que indica que la transmisión de la enfermedad “se ha reducido sustancialmente gracias al esfuerzo de todos”.